El PP propone eliminar casi un centenar de artículos de la Ley LGTBI de Unidos Podemos

Bandera LGTBI
ARCHIVO
Publicado 28/02/2018 18:00:02CET

Los morados se autoenmiendan para reducir la cuantía de las multas y derogar un artículo que permite "destruir" documentos contra la norma

MADRID, 28 Feb. (EUROPA PRESS) -

El PP propone en sus enmiendas a la Ley contra la discriminación del colectivo LGTBI, de Unidos Podemos, eliminar hasta 96 artículos y disposiciones de los 133 que componen el texto, lo que supone el 77,5 por ciento del contenido que fue admitido a trámite el pasado mes de septiembre en el Pleno del Congreso con el voto a favor de todos los partidos representados en la Cámara, a excepción de los propios 'populares', que se abstuvieron.

Las propuestas registradas por la formación que preside Mariano Rajoy, a las que ha tenido acceso Europa Press, concuerdan con la postura que el PP que mantuvo durante el primer debate de la norma y con el texto alternativo que, la semana pasada, presentó como texto alternativo y que fue rechazada por el Pleno, donde sólo sumó elñ voto de su socio electoral navarro (UPN).

Al igual que en su ley alternativa, el PP quiere eliminar los artículos en los que se hace referencia a la despatologización de estas personas. En concreto, propone la derogación del artículo 20, en el que se recoge que la atención sanitaria se basará en una visión despatologizadora, es decir, "en la consideración de que la vivencia transexual y transgénero no es una enfermedad, un trastorno o anomalía, sino que forma parte de la diversidad humana".

ELIMINA LA DESPATOLOGIZACIÓN DE LA HOMOSEXUALIDAD

"Los profesionales de la salud realizarán un acompañamiento de la persona en el desarrollo de su identidad sentida. Estará vetada cualquier prueba, exploración o test psicológico o psiquiátrico para determinar la condición de persona transexual o transgénero, así como cualquier práctica médica que limite o coarte esta libertad", añade este mismo punto, que ha sido una de las principales reivindicaciones de este texto.

Entre las propuestas moradas también se recoge el derecho de estas personas a acceder a la reproducción asistida o a congelar su tejido gonadal. Tampoco a que sus parejas de hecho tengan potestad para tomar una decisión sanitaria en ausencia del paciente. El PP también propone eliminar los artículos que recogen estas medidas.

"La Administración General del Estado y las Comunidades Autónomas, en el marco de sus respectivas competencias, adoptarán los mecanismos necesarios para que la documentación administrativa y los formularios médicos se adecuen a la heterogeneidad sexo-afectiva y familiar de las personas LGTBI", es otro de los artículos que el partido en el Gobierno pide derogar.

Los 'populares' también buscan eliminar todos aquellos puntos que tienen que ver con las medidas de protección y apoyo social a este colectivo y su asistencia jurídica. Así, piden sacar de la ley los artículos que tienen que ver con el derecho a asesoramiento jurídico gratuito, previo al inicio de las actuaciones policiales y judiciales, a las víctimas de delitos de odio y discriminación por razón de homofobia, y gratuita. Además, el texto de Unidos Podemos reclama también justicia gratuita a las víctimas de violencia intragénero.

UN TEXTO DEFICIENTE TÉCNICAMENTE

El protocolo que incluyen los morados ante un posible caso de acoso escolar a un menor LGTBI; el derecho del alumnado a exteriorizar su identidad de género en la escuela; y la exigencia de un material escolar respetuoso con la diversidad sexual, también han sido eliminados en las enmiendas del PP, entre otras medidas.

Por su parte, PSOE y Ciudadanos han presentado numerosas enmiendas, recogidas por Europa Press, basadas principalmente en correcciones técnicas para mejorar aspectos, sobre todo en materias competenciales, así como en el mecanismo de funcionamiento de la Agencia Estatal contra la discriminación por orientación sexual, identidad de género, expresión de género y características sexuales, que se propone en la normativa.

La portavoz de Igualdad socialista ha detallado que el texto morado era "técnicamente muy deficiente", e incluía preceptos inconstitucionales y otorgaba capacidad sancionadora a organismos ajenos a la administración. También se ha enmendado para evitar preceptos que ponen en cuestión la Ley de violencia contra las mujeres. "Todas las enmiendas están diseñadas para buscar un gran acuerdo que permita sacar adelante esta Ley", ha explicado.

Del mismo modo, Unidos Podemos ha presentado una docena de autoenmiendas basadas, principalmente, en corregir el sistema de sanciones que se planteaba en un principio, en concreto, para reducir la cuantía de las multas.

MULTAS DE HASTA 12.000 EUROS

Así, proponen una reducción de las sanciones para las ofensas por razón de orientación, identidad o expresión sexual: hasta los 300 euros en los casos leves (en el texto se recoge 3.000 euros); hasta 6.000 euros en los graves (frente a 20.000) y hasta 12.000 en los muy graves (frente a 45.000), además, apuntan que, a la hora de imponerlas, se tenga en cuenta la capacidad económica del infractor.

Asimismo, disminuye a la mitad los plazos de prescripción de las infracciones leves, graves o muy graves a 3 meses, seis meses y un año, respectivamente, para equipararlos a los de las sanciones.

Finalmente, los morados eliminan uno de los artículos que más críticas recibió durante el debate en el que se recoge la posibilidad de proceder al "decomiso y destrucción, borrado o inutilización de libros, archivos, documentos, artículos y cualquier clase de soporte" que atenten contra la normativa.

"En los casos en los que, a través de un portal de acceso a Internet o servicio de la sociedad de la información, se difundan exclusiva o preponderantemente los contenidos a que se refiere el apartado anterior, se ordenará el bloqueo del acceso o la interrupción de la prestación del mismo", apunta el texto.