La primavera llega mañana con lluvia, nieve y frío de invierno y la Semana Santa comenzará con más precipitaciones

Furgoneta afectada por la lluvia en el río Seco
AYUNTAMIENTO DE ALMUÑÉCAR - Archivo
Publicado 19/03/2018 13:58:49CET

   MADRID, 19 Mar. (EUROPA PRESS) -

   La primavera astronómica llegará a las 17.15 horas de este martes 20 de marzo, pero la meteorológica se hará esperar ya que se prevé, además de precipitaciones en buena parte de la Península y Baleares, una cota de nieve en torno a 200 metros, y temperaturas en descenso hasta el jueves, según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), que prevé que el viernes llegará un nuevo frente que dejará precipitaciones el primer fin de semana de Semana Santa.

   La portavoz adjunta de la AEMET, Delia Gutiérrez, ha señalado a Europa Press que esta semana tendrá tres fases, la primera parte, lunes y martes estará marcada por un episodio de precipitaciones, que serán de nieve en buena parte de la mitad norte; el miércoles y el jueves, remitirán las precipitaciones pero las temperaturas bajarán y las mínimas serán "significativamente" más bajas de lo normal y a partir del viernes "comenzará un nuevo periodo de lluvia y viento".

   Respecto al fin de semana, Gutiérrez ha indicado que no se han producido récord de precipitaciones, aunque se han producido valores "muy por encima de los valores normales".

   En concreto, entre las 08.00 horas del viernes y las 08.00 horas de este lunes, se han acumulado 217,8 litros por metro cuadrado en Grazalema (Cádiz); 119,8 litros por metro cuadrado en Cortes de la Frontera (Málaga); Jimena de la Frontera (Cádiz), 104,6 litros por metro cuadrado; Casteldeferro (Granada), 101,8 litros por metro cuadrado. "Los diez primeros registros con más acumulación de precipitaciones se han registrado en Andalucía", ha comentado.

   En cuanto al viento, ha dicho que este fin de semana se han alcanzado 106,2 kilómetros por hora en Gaucín (Málaga); 105,5 kilómetros por hora en Almería-aeropuerto; 103 kilómetros por metro cuadrado en Estaca de Bares (La Coruña); Barbate, 102,6 kilómetros por hora.

   Respecto a las temperaturas, ha apuntado que siguen por debajo de los valores normales pero ha advertido de que las mínimas más bajas "están aún por llegar".

   En este momento, según ha explicado, hay una baja (borrasca) que se está profundizando al norte de la costa cantábrica que dará lugar a vientos significativos de componente norte o de oeste en toda la Península y llegará acompañada de "sucesivas bandas cargadas de precipitaciones que irán barriendo de noroeste a sureste" este lunes y martes.

   "La probabilidad de precipitación es alta en toda la Península y Baleares y también se mantendrá el riesgo sobre todo en el norte y en el este de la Península", ha comentado.

   Asimismo, ha dicho que estas precipitaciones llegarán con una bajada paulatina de las temperaturas "a lo largo de este lunes" y la cota de nieve descenderá hasta los 200 o 300 metros en muchas zonas de la mitad norte y en zonas de la mitad este.

   En general, a lo largo del martes disminuirán las temperaturas y también las precipitaciones y el miércoles estas quedarán muy reducidas a Pirineos, Baleares y las temperaturas seguirán descendiendo. "Las mínimas irán bajando paulatinamente hasta el jueves, que será cuando las heladas alcancen su mayor extensión, mientras que las máximas empezarán a subir progresivamente a partir de ese día, ya que los cielos estarán más despejados", ha comentado.

   Gutiérrez ha añadido que se parte de una situación con máximas tanto las mínimas por debajo de lo normal, sobre todo las mínimas, que estarán de forma "muy acusada" por debajo de lo normal, "entre cinco y diez grados por debajo" tanto en la Península como en Baleares. Las máximas comenzarán a subir pero no recuperarán los valores habituales para estas fechas del inicio de la primavera, sino que quedarán "algo por debajo".

   De cara al fin de semana, ha comentado que el viernes entrará una nueva borrasca que "barrerá" toda la Península y Baleares, por lo que hay probabilidad de precipitaciones "muy alta" para toda la Península y Baleares el viernes. "Esta probabilidad, prácticamente se mantendrá significativa o alta el sábado y probablemente el domingo de Ramos", comenta.

   En concreto, el viernes las lluvias serán muy generalizadas mientras que el sábado la probabilidad será muy alta en casi toda la Península y Baleares, salvo en algunas zonas del tercio sur. Mientras, el domingo la probabilidad seguirá siendo alta en muchas zonas, sobre todo de la mitad norte y del interior oriental peninsular.

   En todo caso, avisa de que el sábado y el domingo se pueden abrir claros y si la predicción se cumple, parece que el viernes lloverá de manera generalizada y aunque el sábado y el domingo habrá inestabilidad se producirán intervalos sin precipitaciones.

   Respecto a la Semana Santa, la portavoz adjunta recomienda mantenerse informado y añade que a partir del miércoles la AEMET emitirá una predicción especial que se actualizará cada día.

   Finalmente, de cara a la Semana Santa ha apuntado que la tendencia es a "la mejoría" pues parece que tras la borrasca que llegue este viernes el anticiclón podría avanzar y cerrará el paso a nuevas entradas.

   "No parece que será una Semana Santa especialmente lluviosa, de momento, según la tendencia, aunque las temperaturas parece que estarán por debajo de lo valores normales", ha concluido.