'El Rafita' estampó la furgoneta robada contra un árbol cerca de un geriátrico

Actualizado 24/08/2010 21:10:34 CET

MADRID, 24 Ago. (EUROPA PRESS) -

La persecución policial que ha protagonizado Rafael Fernández García, alias 'El Rafita', por el polígono industrial Urtinsa I de Alcorcón ha generado numerosos momentos de peligro para los viandante, y especialmente para los trabajadores y residentes de un cercano geriátrico, que ha visto cómo el delincuente empotraba una furgoneta contra un árbol.

De hecho, numerosos ancianos del Centro Residencial Valdeluz, situado en la avenida Polvoranca de la localidad alcorconera, contemplaron atónitos cómo un joven, que resultó ser uno de los condenados por el asesinato de Sandra Palo, conducía a alta velocidad, huyendo de la Policía Municipal, una furgoneta de reparto de embutidos que previamente había robado.

Así lo explicaron a Europa Press residentes del centro de mayores, que relataron que la persecución terminó cuando 'Rafita' perdió el control del vehículo y se estampó contra un árbol de un parque Urtinsa, situado precisamente enfrente del edificio. En ese momento los agentes le cercaron, pero consiguió huir a pie aunque con un brazo lesionado levemente consecuencia del siniestro, según los testigos.

'Rafita' trató de esconderse en una nave cercana ubicada en la calle Industrias del Polígono Industrial Urtinsa. No obstante, los policías locales le localizaron finalmente escondido en los bajos de un camión y procedieron a su detención. Los agentes recuperaron así el vehículo de reparto y su carga.

La Policía imputa al joven varios delitos de conducción temeraria y sin carné, así como daños y lesiones, ha señalado el Ayuntamiento de Alcorcón, que ha rehusado confirmar si hay más detenidos o se busca a más participantes en el robo.

Aunque la persecución policial acabó sin heridos, la madre de Sandra Palo, María del Mar Bermúdez, en declaraciones a Europa Press, ha solicitado al centro de mayores Valdeluz que se persone en la causa judicial que se abrirá por estos hechos contra Rafael Fernández por imprudencia temeraria, ya que su huída a toda velocidad de la Policía pudo poner en riesgo la integridad de los trabajadores y residentes.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies