Retiran a un sargento que pedía cocaína a soldados a su mando

Actualizado 14/04/2012 12:06:59 CET

MADRID, 14 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Sala de lo Militar del Tribunal Supremo ha confirmado la retirada del servicio de un sargento del Ejército de Tierra que pidió en varias ocasiones a soldados bajo su mando que le proporcionaran cocaína, sustancia que, además, consumió hasta en tres ocasiones estando de servicio.

Según desvela la sentencia del alto tribunal el sargento solicitó a varios soldados del Regimiento de Artillería de Campaña (RACA) número 20, al que todos ellos pertenecían, "hasta en cinco ocasiones" que le facilitaran la droga, si bien no ha quedado acreditado que ejerciera un abuso de su mando para conseguir la sustancia.

La resolución agrega que el acusado consumió cocaína en tres ocasiones en un periodo de tiempo inferior a los dos años, según reconoció él mismo y fue confirmado en dos de los casos por la realización de análisis de detección de estupefacientes o sustancias psicotrópicas.

"SE ENCONTRABA MÁS ANIMADO"

El contenido de la declaración prestada por el sargento ante el instructor del expediente en su contra desvela que el primer consumo reconocido se produjo en septiembre de 2007. El acusado admitió "que percibió el efecto euforizante de esta droga". "Precisamente al probarla comprobó que se encontraba más animado y por ello se dirigió a los soldados para que le consiguieran más", refleja la sentencia.

En opinión de los magistrados de la Sala de lo Militar la conducta del sargento "afectó tanto al servicio como a la disciplina" ya que "existía un resquemor" entre los soldados a su cargo por lo que ellos consideraban una diferencia de trato en la aplicación que medidas disciplinarias.

"Se pone así de relieve la quiebra de la confianza de la tropa en la rectitud de conducta del sargento y, en consecuencia, la imposibilidad por su parte de practicar, exigir y fortalecer la disciplina al haber minado por completo ante sus subordinados su propia autoridad", dice la sentencia, que acusa al militar de "absoluta falta de cumplimiento de la ejemplaridad".