El temporal de viento causa numerosos destrozos e incidentes en toda España

Actualizado 09/02/2007 21:00:05 CET

MADRID, 9 Feb. (OTR/PRESS) -

El temporal de viento y lluvia que la pasada noche azotó casi todo el país, --desde Galicia hasta Almería, pasando por Madrid-- ha causado numerosos destrozos e inconvenientes tanto en cascos urbanos, como en carreteras provinciales. Los bomberos batieron récords de salidas a lo largo de toda la noche en varias comunidades. Lo peor, en Almería un hombre resultó muerto al caer su furgoneta precipitada por un barranco de veinte metros a consecuencia de un fuerte golpe de viento.

El suceso se produjo en la localidad almeriense de Tabernas. El conductor de la furgoneta iba acompañado por otra persona que tras el siniestro sufrió heridas leves. Además, un guardia civil que participaba en el rescate, tras perder el equilibrio por el viento, resultó también herido leve al caer por el mismo barranco. Una dotación de bomberos empleó varias horas en el rescate del conductor fallecido.

En Madrid, los bomberos realizaron durante la pasada noche un total de 134 intervenciones debido a los vientos que superaban rachas de 80 km/h. La mayoría de las salidas que realizaron los bomberos se produjeron por la caída de ramas y árboles, así como para retirar carteles y cornisas que podrían resultar peligrosas debido al fuerte viento. En el Real Jardín Botánico de Madrid, el viento y la lluvia provocaron que una arizónica de unos 40 años de edad, que coronaba el paseo de Carlos III, cayera debido también a un problema de raíces superficiales que ya estaba siendo observado. La otra arizónica que completa el dúo que coronaba el paseo será retirada en breve para evitar otro suceso como el de la pasada noche, según informó el Real Jardín Botánico.

Los bomberos que cubren la Comunidad de Madrid, realizaron por su parte 47 intervenciones en toda la región, espcecialmente entre las 2:00 h y las 4:00. La Comunidad de Madrid se encuentra en nivel naranja de alerta por vientos con rachas medias de 50 km/h y máximas de 80 km/h, con más fuerza incluso en la Sierra y en zonas altas. Las estaciones de esquí de Navacerrada y Valdeski fueron cerradas el viernes por el fuerte viento. También se produjeron destrozos por el viento en ciudades como Cuenca, mientras las fuertes rachas obligaron a los Bomberos de Valladolid a realizar diferentes intervenciones para retirar de la vía cinco árboles y desmontar una pancarta del Museo Nacional de Escultura.

En Murcia, las fuertes rachas de viento provocaron la caída de árboles, cornisas, carteles y tejas, según fuentes del Centro de Coordinación de Emergencias. Uno de los árboles aplastó en su caída a un automóvil que permanecía aparcado en la pedanía murciana de Puebla de Soto, en el Camino Hondo. Otras dos pedanías se vieron afectadas por la caída de árboles, uno cayó en la plaza Norte de El Raal y otro en la avenida Primero de Mayo de El Palmar. Además, otro árbol fue derribado por el viento en el municipio de Yecla y otro en el Convento de Santa Ana, en Jumilla. Por otra parte, los bomberos intervinieron en la retirada del cartel de una entidad bancaria que había sido arrancado por el viento en Santiago el Mayor (Murcia).

LA FLOTA GALLEGA, AMARRADA

La flota gallega quedó amarrada debido a las fuertes rachas de viento que se registraron de madrugada, con medias de hasta 100 km/h. Las cofradías y lonjas de las provincias de Pontevedra y Lugo confirmaron su decisión de amarrar no sólo la flota de bajura, si no también de la de arrastre, sumándose así a la decisión de las cofradías coruñesas que ya cumplen su segundo día en tierra. Esta madrugada los barcos de arrastre que faenaban en la zona de Portugal se vieron obligados a volver a tierra ante la fuerza del viento. Sin embargo, en Cangas do Morrazo y en O Grove la calma con la que amaneció la zona animó a muchos marineros a salir al mar.

En las zonas de interior de la comunidad gallega, el viento también ha causado numerosos incidentes. Las rachas superiores a los 100 km/h provocaron desprendimientos de tierra y piedras sobre las carreteras gallegas, así como caída de árboles y señales. No obstante, no hubo que lamentar víctimas personales ni graves daños materiales. Según el 112, Lugo fue la provincia más afectada con incidencias en carreteras tanto de la capital, como de la provincia. También varios municipios de Pontevedra sufrieron las consecuencias del viento. Así, En San Xenxo hubo problemas con el suministro de luz.

SIERRA NEVADA PERMANECE CERRADA POR SEGUNDO DÍA

La estación de esquí granadina de Sierra Nevada, fue cerrada por segundo día debido a los fuertes vientos que se registran en la zona y que dificultan y ponen en peligro el ejercicio del deporte blanco. Los vientos alcanzaron los 80 km/h, por lo que la empresa que gestiona la estación decidió cerrar los remontes y las pistas, pese a la previsión incial de abrir 40 km esquiables. A las rachas de viento se une también la falta de visibilidad por la niebla.

En cuanto al resto de Andalucía, el Instituto Nacional de Meteorología (INM) amplió la alerta naranja en Andalucía Oriental. En algunos puntos costeros de Málaga, Granada y Almería por vientos en la mar con rachas de hasta 100 km/h, también se ha decretado la alerta naranja.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies