Franciscanos en Estambul aseguran que "no se sienten ni amenazados ni perseguidos" por los islamistas

 

Franciscanos en Estambul aseguran que "no se sienten ni amenazados ni perseguidos" por los islamistas

Actualizado 06/02/2006 18:30:02 CET

Dicen que los líderes islámicos "están preocupados" por ellos porque los grupos extremistas "ven muy mal" que la Iglesia ayude a la gente

MADRID, 6 Feb. (EUROPA PRESS) -

El sacerdote franciscano del Convento de la Orden de Frailes Menores (OFM) en Estambul, Rubén Tierrablanca, aseguró hoy a Europa Press que los religiosos y sacerdotes que trabajan actualmente en Turquía no se sienten "ni amenazados ni perseguidos", después de que ayer el sacerdote católico italiano Andrea Santoro, de 61 años, muriera de un disparo al corazón en su iglesia de la ciudad turca de Trabzon, en la costa del mar Negro.

"Debemos estar atentos pero con las atenciones normales", comentó Tierrablanca, al tiempo que explicó que son más bien los líderes islámicos más cercanos a la Iglesia Católica los que se encuentran "preocupados" por ellos.

Con estas palabras, Tierrablanca se refirió a las críticas que reciben las congregaciones y órdenes religiosas católicas sobre la labor que realizan en este país mayoritariamente islámico, ya que, según apuntó, es muy común que los grupos extremistas "vean muy mal" que la Iglesia ayude a la gente porque piensan que se las están "quitando".

"Saben que no venimos a hacer ninguna revuelta ni cosas extrañas si no a proponer un diálogo amistoso", señaló este sacerdote mexicano, quien, sin embargo, recordó que la zona donde vivía Santoro, quien "había recibido en otras ocasiones amenazas de muerte", es la parte oriental de Turquía donde "el islam es más fuerte y suelen sucederse los enfrentamientos".

En este sentido, Tierrablanca, quien conocía al presbítero italiano de coincidir con él en alguna reunión, comentó que no cree que su asesinato haya sido "contra la Iglesia" si no contra "su persona". "Esta muerte es una excepción", afirmó el sacerdote, al tiempo que resaltó que la iglesia católica "trata de trabajar con el mayor respecto y discresión para evitar justamente estas situaciones pese a que igualmente suceden".

Por otra parte, el sacerdote, que lleva en Estambul cerca de tres años, destacó que, según le habían informado las Hermanas de la Caridad, tanto ellas como el Obispo habían recibido numerosas llamadas de los líderes musulmanes para darles su condolencias y expresarles su solidaridad.

"NO HAY LIBERTAD RELIGIOSA".

En coincidencia con Tierrablanca, el delegado de la Curia General para la OFM, Miguel Vallesillos, aseguró que pese a que es cierto que "no hay libertad de religión" en este país musulmán, los religiosos y sacerdotes destinados a esta zona "no tienen sensación de agobio".

"Allí alguien se puede convertir al cristianismo porque quiere pero no porque nosotros le hayamos hablado para que se convierta", apuntó el delegado, quien calificó de "extraño" el asesinato del sacerdote italiano aunque no descartó la acción de "brotes fundamentalistas" en una sociedad "donde el 99 por ciento de los ciudadanos es islámico".

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies