La Xunta estudia "reclamar" a Fomento el coste de los cambios en las señales de velocidad

Colocada a modo de prueba una señal de 110 km/h
EP
Actualizado 04/03/2011 17:55:36 CET

Galicia modificará en la madrugada del domingo al lunes un total de 211 señales en autopistas y autovías

PONTEVEDRA, 4 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Xunta de Galicia ha indicado que está "pensando reclamar" al Ministerio de Fomento el coste del cambio de las señales de velocidad de las vías de titularidad autonómica al bajar de 120 a 110 kilómetros por hora la máxima permitida.

"Procederemos conforme a la normativa", ha manifestado el consejero de Medio Ambiente, Territorio e Infraestruturas, Agustín Hernández, al ser preguntado por la forma en la que la Xunta va a aplicar la rebaja de la velocidad por autopistas y autovías a 110 kilómetros por hora.

"A pesar de la improvisación, en la próxima madrugada del domingo al lunes procederemos a modificar la señalización de las autopistas y autovías de titularidad autonómica a través de la eliminación de la señal de 120 kilómetros por hora con la colocación de una pegatina", ha comentado.

"Nosotros hemos ordenado a las empresas de mantenimiento, en el caso de las vías que mantenemos nosotros directamente, y a las concesionarias, en el caso de las autopistas de peaje de titularidad autonómica, que hagan la modificación", ha indicado Hernández.

El consejero ha apuntado que "indudablemente" tendrán "que asumir este gasto económico". "Aunque estamos pensando si reclamarle al ministerio pero, en todo caso, es una normativa de carácter general y nuestro deber es asumirla", ha sentenciado.

DESDE MEDIANOCHE

En concreto, el departamento que dirige Hernández ha explicado que en la madrugada del domingo 6 de marzo al lunes se modificarán un total de 211 señales circulares, que se encuentran instaladas en los 223 kilómetros de en las carreteras y autovías autonómicas.

Así, operarios de conservación de carreteras de la Consejería de Medio Ambiente, además de las concesionarias de vías de alta capacidad de titularidad autonómica, serán los encargados de realizar estos trabajos.

La operación comenzará el domingo a las 00.00 horas en la autovía Ferrol-Vilalba (AG-64), en la Santiago-Ourense (AG-53), en la del Salnés (AG-41), en Santiago-Brión (AG-56), en la autopista A Coruña-Carballo (AG-55), en la del Val Miñor (AG-57) y en la autovía Santiago-Cacheiras (AG-59).

El cambio de señalización consistirá en instalar un adhesivo circular, según ha explicado la Xunta, que deberá tener el mismo nivel de retrorreflexión que la señal sobre la cual se sitúa, para mantener el mismo criterio que el Ministerio de Fomento en las autovías y autopistas de su titularidad.

A pesar de que la zona de los trabajos "estará debidamente señalizada", según destaca la Xunta, la consejería pide a los usuarios de estas vías "prudencia", ya que los operarios "estarán trabajando a lo largo de la noche".

Además, pide "disculpas" por las molestias que puedan ocasionar estos trabajos, que o generarán desvíos ni restricciones en el tráfico rodado.