Desmantelado un clan familiar dedicado al tráfico de heroína y cocaína en la Cañada Real de Madrid y en Cáceres

 

Desmantelado un clan familiar dedicado al tráfico de heroína y cocaína en la Cañada Real de Madrid y en Cáceres

Actualizado 08/08/2008 13:21:00 CET

Además de los 21 detenidos, a los que se han requisado más de 6 kilos de droga, hay dos menores imputados por vender droga en la Cañada

MADRID, 8 Ago. (EUROPA PRESS) -

Agentes de la Guardia Civil, pertenecientes al Equipo de Delincuencia Organizada y Antidroga (EDOA) de la Comandancia de Madrid, en el marco de la Operación 'Jake', ha desmantelado una banda dedicada a la introducción, adulteración de sustancias estupefacientes, y les han intervenido cuatro kilos de cocaína y más de dos de heroína.

El grupo delictivo estaba compuesto por 21 personas, entre ellos 12 españoles, cuatro bolivianos, dos peruanos, un venezolano y dos colombianos, y ha sido detenido por su presunta implicación en delitos contra la salud pública, así como la imputación de cinco más, entre ellos dos menores.

El desarrollo de esta operación ha permitido desmantelar dos vías de distribución de cocaína y una vía más de suministro de heroína, que estaba asentada en la Cañada Real Galiana, pero con ramificaciones en la provincia de Cáceres.

La operación policial comenzó en abril fruto de las investigaciones que desarrollan los equipos Delincuencia Organizada y Antidroga de la Comandancia de Madrid en la vigilancia y control de los puntos de distribución de sustancias estupefacientes. En un primer momento los agentes detuvieron a diez personas, cuatro de nacionalidad española, cuatro de nacionalidad boliviana y dos naturales de Perú.

En el registro domiciliario practicado en el domicilio del principal encausado se localizaron dos pistolas, una de la marca Walter y otra de la marca Astra, ambas del calibre 9 milímetros Parabellum y 7.65, municionadas con balas antirrobote, y 9.260 euros en billetes de curso legal.

En la segunda fase, los agentes asestaron un nuevo golpe a la segunda red de abastecimiento de cocaína que tenía J.F.M y arrestaron a tres varones, un español, un venezolano y un colombiano.

Por último, la operación 'Jake', que se desarrolló entre Madrid y Plasencia (Cáceres) se desarrolló a mediados del mes de julio y culminó con la detención de ocho personas, cuatro hombres y cuatro mujeres todas ellas de nacionalidad española, y la intervención de 2.200 gramos de heroína.

Los arrestos se efectuaron tras realizarse una transacción de heroína. F.F.M., español de 47 años, viajó desde Madrid hasta la ciudad cacereña con la droga y acudió a un descampado para recoger la droga y efectuar el pago de la heroína. En esos momentos, la Policía apresó a la persona que trasladó la droga desde Madrid, a dos mujeres madre e hija respectivamente que fueron las encargadas de ocultar la sustancia estupefaciente entre sus ropas y de otro varón español de 19 años que ejercía las veces de conductor y guardián de las anteriores.

UN NEGOCIO FAMILIAR

Esta fase culminó con la detención, a finales de julio, del cabecilla de esta clan familiar en la provincia de Cáceres, F.F.J.M., español de 37 años de edad, esposo padre y suegro de los detenidos unas semanas antes, y que era el encargado de establecer los contactos con Madrid para realizar el encargo de la droga, la cual posteriormente sería distribuida por "su gente" en su zona de actuación.

A continuación y con los datos obtenidos en esta investigación, los agentes se centraron en descabezar al clan familiar afincado en la Cañada Real Galiana de Madrid, donde J.F.M, hermano del principal encausado "había tomado las riendas del negocio", según indicó la Policía.

Así, a lo largo de los últimos días, los agentes detuvieron a las personas que ejercían el control sobre la nave ubicada en la citada vía pecuaria y desde la que presuntamente se estaban realizando las ventas de sustancias estupefacientes a personas drogodependientes, entre las que se encuentra el "nuevo jefe", dos mujeres de 18 años, ambas españolas. Además, quedaron imputados dos menores de edad y tres mujeres más, por su presunta implicación en delitos relacionados contra la salud pública.

La desmantelación de este grupo organizado ha permitido la intervención de 4,2 kilogramos de cocaína de gran pureza, 2,2 kilos de heroína, cuatro vehículos de alta gama, una pistola marca Walter calibre 9 milímetros Parabelum, una pistola marca Astra del calibre 7,65. Además, se ha requisada una caja de munición del calibre 9 milímetros Parabelum, 58.000 euros en efectivo, 50 teléfonos móviles y demás utensilios y productos utilizados en los procesos de adulteración y "engorde" de la sustancia estupefaciente.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies