Hallan en Sober (Lugo) el cadáver de una madrileña de 35 años que trabajaba en un local de alterne de Orense

Actualizado 19/09/2007 16:45:15 CET

La Policía trata de localizar al dueño de la vivienda donde apareció el cuerpo y que permanece desaparecido desde el sábado

LUGO, 19 Sep. (EUROPA PRESS) -

El cadáver hallado la pasada noche en una casa de la localidad lucense de Sober, cuyo propietario permanece desaparecido, pertenece a una mujer, identificada como María Pilar P.C., de 35 años de edad, natural de Madrid, y que trabajaba en un local de alterne en Orense conocido como 'Tosca'.

Según confirmó hoy a Europa Press la Guardia Civil, la familia de la mujer había interpuesto una denuncia por su desaparición el pasado 16 de septiembre, por lo que la Guardia Civil baraja la posibilidad de que pueda llevar muerta varios días.

La Guardia Civil confirmó también que la muerte se produjo de forma "violenta" y tras recibir un "fuerte golpe" en la cabeza. La autopsia del cadáver, que está siendo practicada en el Hospital Xeral Calde de Lugo, determinará las causas exactas de la defunción.

Por su parte, la Policía Local intenta localizar al propietario del inmueble, José C.F., de 51 años, y que permanece desaparecido desde el 15 de septiembre. Para ello, en esta investigación actúan coordinadamente las fuerzas policiales de Lugo con las de Orense, con el objetivo de dar con el paradero del dueño de la casa donde fue hallado el cadáver de la mujer.

HECHOS.

El cuerpo sin vida de la joven fue encontrado a última hora de ayer con indicios de haber sufrido un golpe en la cabeza en una cuadra vacía de la casa de un vecino de la localidad, del que no se sabe nada desde el pasado sábado.

Así, la víctima había sido encontrada por un vecino y un cuñado del dueño de la casa, que habían acudido a dar de comer a las gallinas debido a la larga ausencia del propietario de la vivienda. De hecho, dado que no encontraban el pienso para los animales, decidieron entrar en el establo donde encontraron el cadáver.

Paralelamente a la autopsia, la investigación se centra también en buscar al propietario de la casa donde apareció muerta la agredida, que responde al nombre de 'Pepe do Chugán' y que fue definido por sus conocidos como "poco sociable".

Asimismo, allegados al desaparecido aseguraron que la última vez que lo vieron fue el fin de semana y desvelaron que podría presentar problemas psiquiátricos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies