Hermanos del hombre muerto a manos de su hijo en Puente Genil declaran en favor del sobrino parricida

Actualizado 31/07/2006 15:42:30 CET

Los vecinos se concentran hoy y recogerán firmas de apoyo al joven homicida para que no siga en prisión

PUENTE GENIL (CORDOBA), 31 Jul. (EUROPA PRESS) -

Hermanos y otros familiares directos de F.C.C., de 44 años, al que dio muerte el pasado viernes su propio hijo, Francisco Javier C.G., de 18 años, prestan hoy declaración "en favor de Francisco Javier" ante el juez que lleva el caso en Puente Genil (Córdoba), localidad donde ocurrieron los hechos y donde está el domicilio familiar, en la aldea de Ribera Baja.

En declaraciones a Europa Press, el alcalde pedáneo de Ribera Baja, Domingo Ruiz, explicó que "familiares directos del fallecido están declarando hoy en favor de Francisco Javier, lo mismo que también lo hace hoy su madre, Antonia, y su hermano pequeño, de tan solo nueve años, que lo presenció todo, detallándole al juez lo que en Ribera Baja era de sobra conocido, que el fallecido era un hombre agresivo y muy violento, que ha maltratado toda la vida, física y psicológicamente a su mujer y a sus hijos".

"La situación que se vivía en esa familia era insoportable para Antonia, que estaba aterrorizada y por eso no había denunciado a su marido", aúnque en la última semana había huido de la casa familiar y se había refugiado en una casa de acogida de Málaga, según detalló Ruiz.

El alcalde pedáneo de Ribera Baja añadió, como prueba del talante agresivo que tenía el fallecido que, "cuando se produjo su muerte él llevaba obligados a sus dos hijos en el coche buscando a su mujer para, como poco agredirla, porque llevaba un machete en la guantera del coche, y fue ese machete, al parecer, el que le arrebató su hijo mayor, en un momento dado y al enfrentarse con su padre para evitar que hiciera más daño a su madre, dándole muerte con él".

Estos detalles sobre cómo se produjo la muerte de F.C.C. y también los antecedentes respecto a los supuestos malos tratos físicos y psíquicos a los que venía sometiendo el fallecido a su mujer e hijos, es lo que hoy pondrán de manifiesto ante el juez los hermanos de F.C.C., otros familiares directos suyos y también su mujer e hijos.

APOYO VECINAL

Junto a ellos y exponiendo los mismos argumentos en favor del presunto parricida, están sus vecinos de Ribera Baja, que se concentrarán hoy, a partir de las 20.30 horas, en la plaza de San Juan Bautista de dicha aldea pontana, para apoyar al joven homicida, cuyo ingreso en prisión y sin opción a libertad bajo fianza ya decretó el juez el pasado sábado.

El objetivo de los vecinos con esta concentración, según subrayó Ruiz, "es que Francisco Javier no siga en la cárcel, porque ha sido hasta ahora un joven de una conducta intachable, estudioso y trabajador, pues, de hecho, era él quien llevaba el negocio familiar la mayor parte del tiempo", y que consistía en la limpieza y reparación de ornamentos metálicos de los pasos de Semana Santa.

Al margen de la concentración de hoy, los vecinos, según señaló el alcalde pedáneo, Domingo Ruiz, "también estamos recogiendo firmas de apoyo, con el mismo objetivo, que no siga en prisión Francisco Javier, porque su vida, sin duda ya está marcada para siempre, pero si continua en prisión será mucho más difícil para este joven seguir adelante con su vida".