La Policía Nacional detiene a los presuntos autores de un homicidio en Parla (Madrid) en enero pasado

Actualizado 29/12/2009 13:44:53 CET

MADRID, 29 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Policía Nacional ha detenido a dos jóvenes como presuntos autores de las lesiones con arma blanca que el pasado 31 de enero acabaron con la vida de Hermógenes Tomás R.R., en la localidad madrileña de Parla. En sus domicilios, los investigadores hallaron dos cuchillos con los que supuestamente asesinaron a la víctima.

Los hechos tuvieron lugar en torno a las siete de la mañana de aquel día. Los servicios de Emergencias del 112 comunicaban que, a la altura del número tres de la Avenida de Valladolid, una persona se encontraba apoyada en el capó de un coche, boca abajo y con varias heridas de arma blanca. Tras la primera intervención de urgencia, los sanitarios constataron que esta persona no presentaba pulso y que yacía cadáver por las lesiones que presentaba en el abdomen y el pulmón.

Inmediatamente después, se trasladaron al lugar varios radiopatrullas de Seguridad Ciudadana de la Comisaría de Parla que acordonaron la zona y custodiaron la calle. También se personaron varios especialistas de la Policía Científica, encargados de realizar la pertinente inspección ocular. Desde ese momento, especialistas del Grupo X de la Sección de Homicidios de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Madrid se encargaron de la investigación para esclarecer el hecho.

Después de once meses de intensas gestiones, realizadas junto a la Brigada Local de Información de la Comisaría de Parla, los investigadores identificaron a las personas presuntamente implicadas en la muerte, Francisco Javier B.C., de 22 años y a Héctor Olanyi L.F., de 19, por lo que establecieron el correspondiente dispositivo de vigilancia que culminó con su detención. Con los pertinentes mandamientos judiciales, los agentes registraron sus domicilios, donde encontraron dos cuchillos que, supuestamente, utilizaron en la agresión.

Francisco Javier B.C. tiene antecedentes por tenencia ilícita de armas y una reclamación judicial mientras que Héctor Olanyi L.F. carecía de ficha policial. Ambos han pasado a disposición de la autoridad judicial.