El TSXG revisará el 6 de junio la sentencia absolutoria del crimen de Sober (Lugo)

Sede del TSXG
EP/XUNTA
Actualizado 30/05/2011 20:26:53 CET

José Carnero confesó en una entrevista, una semana después, ser el autor de la muerte de una prostituta

A CORUÑA, 30 May. (EUROPA PRESS) -

El Tribunal Superior de Justicia de Galicia (TSXG) celebrará el próximo lunes, 6 de junio, la vista de apelación por los recursos de Fiscalía y acusación particular contra la sentencia de la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Lugo que absolvió a José Carnero Fernández, 'O Chucán', de 55 años, del conocido como "crimen de Sober".

Una semana después de que un jurado popular lo declarase inocente del asesinato de una prostituta en su casa, Carnero confesó el crimen en una entrevista.

La vista de apelación tendrá lugar a las 11.00 horas, según informa el TSXG. La Fiscalía apelará, entre otros argumentos, a la "falta de motivación del veredicto" del jurado, que lo absolvió de los delitos de asesinato que pedían el ministerio público y la acusación particular, así como del delito de homicidio que, subsidiariamente, pedía el ministerio fiscal.

La sentencia de la Audiencia de Lugo ratificó el veredicto del jurado popular y confirmó la absolución, después de que este sólo diese por probado, por unanimidad, que el 14 de septiembre de 2007 el acusado se desplazó en su coche desde Sober (Lugo) a Ourense para recoger a la víctima en el club Tosca, el local de alterne en el que trabajaba, y la trasladase a su domicilio para mantener relaciones sexuales con ella.

FALTA DE PRUEBAS "IRREFUTABLES"

En relación a los hechos probados, señala que el cuerpo de la víctima fue localizado en la tarde-noche del día 18 de septiembre de 2007, cuando el cuñado del imputado y un vecino entraron en la cuadra del domicilio del acusado a buscar pienso para las gallinas. Sin embargo, puntualiza que "no se ha llegado a acreditar que el acusado José Carnero hubiera tenido intervención en la muerte" de la mujer.

En los fundamentos de derecho del fallo judicial se señala que el jurado sostiene que "no se han aportado pruebas irrefutables" que demuestren la autoría del imputado, y lo "único acreditado" es, según el jurado, que "el cadáver de la víctima apareció en el domicilio de José Carnero, pero no hay elementos que conduzcan a entender que hay pruebas de los demás hechos que se le imputan".

Por ello, procedió a su absolución, la que ahora recurren la Fiscalía y la acusación particular, en este caso en nombre de la madre de la víctima.