El Coche Fantástico entrevista a Silvia Abril y Carlos Areces en Atreseries

Silvia Abril
ATRESMEDIA
Actualizado 27/04/2016 15:15:32 CET

MADRID, 27 Abr. (EUROPA PRESS) -

   Silvia Abril y Carlos Areces serán los primeros entrevistados por Kitt, el mítico Coche Fantástico. 80 años después de su estreno en televisión, Kitt ejercerá como entrevistador en Conversaciones fantásticas, el nuevo programa producido por Atreseries que se podrá disfrutar este jueves 29 de abril a partir de las 22:30h en el canal de Atresmedia.

   La puntualidad no parece ser una de las virtudes del coche con inteligencia artificial, así que llega tarde a su cita con el actor Carlos Areces. Tras unos primeros instantes de tensión, coche y actor se reconciliarán dando un paseo muy afable. Por su parte, Kitt forjará algo más que una amistad con la actriz Silvia Abril. La locura y la diversión se acabarán apoderando de ellos.

   En el programa de estreno, Kitt también subirá a su asiento de copiloto a la humorista Sara Escudero, presentadora de Muy en serie y colaboradora de Zapeando, que será la encargada de dar un lavado al automóvil más audaz e irreverente de la historia de la televisión.

   Además, Escudero se encargará de aleccionar a Kitt para que sus entrevistas sean lo más divertidas y entretenidas posible. Por supuesto, ella responderá a las preguntas del coche, entrará al trapo con sus peticiones, y acabará cantando, bailando y sobre todo, riendo.

   En todas las entrevistas de Conversaciones fantásticas no faltarán toques de humor y entretenimiento. De la mano de Kitt volveremos a los años 80, no sólo recordando sus series, su música y su estética, sino también entrando de lleno en el universo del coche fantástico... incluidas conversaciones con su piloto oficial, Michael Knight.

   Cada famoso mostrará su esencia con el coche, ya que todos le conocen desde hace años y sienten esa familiaridad con él. Con cada uno de ellos se sacará una sorpresa de la guantera: juegos, canciones, conversaciones telefónicas con el pasado y el presente y hasta es posible que se deje conducir.