Cargando el vídeo....

Protección Civil alerta de nieve y viento en Asturias, Cantabria, País Vasco, Navarra y Castilla y León

Actualizado 19/03/2007 11:43:12 CET

MADRID, 19 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Dirección General de Protección Civil y Emergencias alertó de que nevará a partir de la noche y se registrarán vientos en Asturias, Cantabria, País Vasco, Navarra y Castilla y León de acuerdo con la predicción facilitada por el Instituto Nacional de Meteorología (INM).

En concreto, en Asturias nevará en torno a los 500 metros, con un espesor de entre 10 y 20 centímetros; en Cantabria, la cota de nieve se situará en torno a los 400 metros, con un espesor de entre 10 y 20 centímetros, y en el País Vasco, la cota bajará hasta los 300 metros, con espesor de 10 centímetros.

También nevará en Navarra, donde la nieve alcanzará un espesor de entre 10 y 20 centímetros, y en las provincias de Burgos, León, Palencia y Soria, con un espesor de hasta 30 centímetros.

Igualmente, se registrarán vientos con rachas máximas de 100 kilómetros por hora en Cantabria, País Vasco, Navarra y Castilla y León, excepto Valladolid.

Además, se prevé nieve en la zona de Pirineos de Huesca y Lleida y viento en Aragón, Cataluña y La Rioja, a partir de mañana, con rachas de hasta 100 kilómetros por hora.

Protección Civil recordó que ante fuertes vientos conviene asegurar puertas, ventanas y todos aquellos objetos que puedan caer a la vía pública, y alejarse de cornisas, árboles, muros o edificaciones en construcción que puedan desprenderse.

Al volante, deben extremarse las precauciones y prestar atención ante la posible presencia de obstáculos en la carretera. En zonas marítimas, se aconseja alejarse de la playa y de otros lugares bajos que puedan verse afectados por las elevadas mareas y oleajes que suelen generarse ante la intensidad de los vientos fuertes.

Ante el temporal de frío y nieve, Protección Civil recomienda, si es imprescindible viajar por carretera, informarse de la situación de meteorológica y el estado de las carreteras, extremar las precauciones, revisar el vehículo y atender las consejos de Tráfico.

Además, es útil llevar ropa de abrigo y un teléfono móvil con batería de recambio y, ante la posibilidad de quedar atrapado en la nieve, se aconseja permanecer en el coche, con la calefacción puesta, renovando cada cierto tiempo el aire y vigilar que el tubo de escape no esté obstruido para evitar que los gases penetren en el interior del vehículo.

En caso de quedarse aislado y necesitar ayuda, se aconseja no intentar resolver la situación por sí mismo, tratar de informar de este hecho y, salvo que sea insostenible, esperar asistencia.



Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies