La Junta Islámica liderará desde España un proyecto humanitario para las mujeres del país más pobre del mundo, Níger

Actualizado 17/05/2009 14:02:20 CET

CÓRDOBA, 17 May. (EUROPA PRESS) -

La Junta Islámica de España, que preside el cordobés Mansur Escudero, liderará en España el desarrollo de un "proyecto humanitario", en el ámbito de la cooperación internacional, que tendrá como destinatarias a las mujeres del país más pobre del mundo, Níger.

En declaraciones a Europa Press, Escudero explicó que la puesta en marcha de dicho proyecto es una de las consecuencias inmediatas del reciente viaje que realizó a dicho país africano, donde estuvo dos semanas, invitado por el ministro de Asuntos Religiosos y Ayuda Humanitaria de Níger, Labo Issaka, "dando conferencias y estudiando las opciones para una futura cooperación".

De hecho, Escudero ha sido nombrado por el Gobierno de la República de Níger su portavoz internacional en lo referido a recabar la ayuda humanitaria internacional que precisa dicho país, "el más pobre del mundo, sin apenas infraestructuras, con una altísima tasa de mortalidad infantil, desempleo casi absoluto y alto grado de analfabetismo, que afecta al 80 de las mujeres".

Esta es la razón por la que el citado proyecto humanitario estará especialmente dirigido a mujeres, en la ciudad de Niamey o en la de Maradi, bajo la denominación de 'Medina Andalusí para la educación, la cultura y la salud', en cooperación con la ONG cordobesa Mujeres en Zona de Conflicto (MZC).

La base del proyecto a desarrollar en Níger, en el que el 80 por ciento de la población es musulmana y el 20 por ciento restante son católicos o profesan religiones animistas locales, será la apertura de "un centro médico y una escuela profesional, para trabajar con los sectores de la población más desprotegidos", es decir, las mujeres y los niños.

Estas y otras acciones, a juicio de Escudero, se hacen necesarias en Níger, en el que, "sorprendentemente, la única ONG que opera es la católica Caritas", cuya labor se verá a partir de ahora acompañada por la que desarrollarán la Junta Islámica y MZC, aunque se esperan recabarán más apoyos y, para ello, se está considerando invitar al ministro Issaka "a visitar Córdoba y otras ciudades andaluzas, para sensibilizar a la sociedad e instituciones sobre la necesidades del país y buscar su solidaridad".

Con una población de casi 13 millones de habitantes compuesta de diferentes etnias, religiones y lenguas, Níger posee una superficie de 1,5 millones de kilómetros, la casi totalidad de los cuales son terreno desértico o sabana. La tierra cultivable no pasa del cinco por ciento y la sequía y la hambruna han causado en los últimos años una gran mortandad, sobre todo entre los niños y los pobres en general.