Actualizado 05/11/2010 19:42 CET

El alcalde atribuye la querella del PP al inicio de la campaña electoral o a una "represalia" contra él

Desmiente las acusaciones formuladas por los 'populares'

COLINDRES, 5 Nov. (EUROPA PRESS) -

El alcalde de Colindres, José Ángel Hierro (PSOE) y el portavoz del equipo de Gobierno, Javier Incera, han desmentido las acusaciones formuladas por el Grupo Municipal Popular contra el regidor, contra el que ha presentado una denuncia por presunta corrupción, malversación de fondos públicos y prevaricación en el proyecto de rehabilitación de la Casa de la Juventud, financiado con cargo al Plan E.

En su opinión, y dado que el desarrollo del proceso para la rehabilitación de la Casa de la Juventud ha contado con la aprobación del PP, esta "sorprendente" querella puede deberse a que los 'populares' han iniciado una campaña electoral de "desgaste" contra el alcalde, o a una "represalia", dado que el portavoz del PP, José María Alonso, ha sido condenado por injurias contra el alcalde.

En una rueda de prensa convocada con carácter urgente, tras conocer esta mañana el comunicado del PP en el que se informa de la presentación de la denuncia, Hierro e Incera han desmentido todos los aspectos recogidos en el mismo, pero han sido cautos respecto a la querella, cuyo contenido desconocen.

Hierro e Incera ha insistido en que las argumentaciones que figuran en el comunicado del PP "no se sostienen". Así, han sostenido, los 'populares' dicen que la Casa de la Juventud se consiguió mediante un convenio urbanístico cuando fue una donación, y además no tiene que ver con la ejecución de obra; hacen referencia al derribo de un garaje "que no ha ejecutado el Ayuntamiento"; y a una urbanización exterior en terrenos de propiedad privada, algo que "no es verídico", según los socialistas.

Ambos han dejado claro que todo el proceso se ha llevado a cabo "con total transparencia" y "respetando siempre los informes de los técnicos municipales y sus indicaciones". "En ningún momento el alcalde ha tomado ninguna decisión en contra de ningún tipo de informe", ha subrayado Incera.

Además, han mostrado su sorpresa porque en ninguna de las fases del procedimiento para la ejecución del proyecto --aprobación de la ejecución de la obra, del proyecto, del pliego para la adjudicación y adjudicación-- el PP ha votado en contra. "Nos sorprende que ahora, al final, presente una querella si durante todo el procedimiento en ningún momento ha indicado que estuviéramos utilizando terrenos que no eran públicos, ni que se fuese a derribar una parte que no era pública, porque eso debería aparecer en el proyecto y el PP ha aprobado el proyecto", ha señalado el portavoz.

Otra cuestión que "no se sostiene" es que en el Pleno de mayo de 2007 en el que se votó la donación de la casa, el portavoz del PP la agradeció y ésta se aprobó por unanimidad. "No entendemos por qué ahora dicen que esa donación tiene aspectos negativos o irregulares, cuando él la aceptó en un Pleno y votó a favor".

Por eso, los socialistas creen que, con la querella, el PP da "el pistoletazo de salida a la campaña electoral" y pretende hacer una campaña de "desgaste" contra el alcalde. "Como ha sido incapaz de hacerlo estos años utilizando los mecanismos democráticos de la oposición, intenta judicializar la vida municipal", sostiene Incera.

Además, han recalcado que, de los 13 miembros de la Corporación, sólo uno está condenado por injurias y calumnias al alcalde, el portavoz 'popular', con lo que la querella podría ser "una represalia" para "descargar con el alcalde".