Un cuento representado por títeres transmite a los niños el respeto por la naturaleza y la interculturalidad

Actualizado 03/01/2006 17:40:03 CET

MADRID, 3 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Museo de América y la compañía 'Galápagos Teatro Cálido' pretenden transmitir a los niños el respeto por la naturaleza y la interculturalidad a través de la historia del joven Karajá, un niño que para salvar a su tribu tiene que plantar en la selva una semilla de la que nacerá la guerrera Karoni.

El director del grupo teatral, Jon Sarasti, explicó hoy, en declaraciones a Europa Press Televisión, que en este montaje de títeres se les dice a los menores que deben "escuchar a la naturaleza, no invadirla ni agredirla y adaptarse a lo que necesita".

Sarasti subrayó que se les muestra que es necesario "entender los lenguajes de la selva, y de la naturaleza en general, para poderse comunicarse" ya que "para poder vivir hay que saber escuchar y tener paciencia". "De alguna manera, representa un tránsito hacia la edad adulta del niño que tiene que aprender a convivir con todos los animales y las plantas para poder sobrevivir", añadió.

Asimismo, con este montaje se pretende trasmitir un mensaje de "interculturalidad" y enseñar la tradición amazónica a los niños de nuestro país, que comparten y conviven con muchos hijos de latinoamericanos, como "una tradición que puede ser común en vez de ajena o diferente". Antes de su paso por el museo, hijos de inmigrantes latinoamericanos pudieron ver la obra y quedaron "absolutamente fascinados con este cuento que remitía a su propia tradición, algo que no es habitual ver por aquí".

Sarasti resaltó la buena respuesta de los niños aunque reconoció que "al venir acompañados con los padres son más tímidos que cuando vienen en grupos escolares que participan de una forma más contundente y brutal". Sin embargo, incidió en que "cuando está la sala llena la respuesta es muy clara, los niños se integran y responden inmediatamente".

LA HISTORIA DE KARAJÁ

El cuento del Indio Karajá narra la historia de un pequeño indio que tiene que resolver una situación de adulto en la selva amazónica, tiene que encontrar la forma de despertar a una guerrera que nace de un árbol con la ayuda de Yaguaré, un jaguar sabio, y la serpiente 'Cucui'. Con la ayuda de estos animales Karajá descubrirá el lengua de la selva, vence su miedo y al enemigo común en todos los cuentos tradicionales amazónicos que es el mono.

Además, el director teatral destacó que los niños participan en el espectáculo de forma muy activa porque entienden que "el mono es el ladrón y el envidioso" e intentan ayudar a Karajá que "es un niño como ellos que les pide ayuda" para descubrir a Mono Chillón a pesar de sus disfraces.

La compañía 'Galápagos Teatro Calido' responde con este cuento a una petición del Museo de América, quien les encargó realizar un montaje para niños que abordase el tema de los cuentos tradicionales de América Latina, especialmente del área oceánica. Además este proyecto forma parte de los cuentos y aventuras de la abuela Gerarda, una serie de espectáculos de la compañía teatral con los que pretenden incitar a los niños a la lectura a través de espectáculos "muy atractivos y fáciles de ver por todo el mundo".

Estrenos de cartelera
Bajo El Sol
Bajo El Sol