Al menos 40 diputados conservadores, dispuestos a rechazar el acuerdo de May para el Brexit

Theresa May
REUTERS / TOBY MELVILLE
Publicado 09/10/2018 9:35:41CET

LONDRES, 9 Oct. (Reuters/EP) -

Al menos 40 diputados del Partido Conservador de la primera ministra británica, Theresa May, están dispuestos a votar en contra de su posible acuerdo para el Brexit si deja al país 'medio fuera y medio dentro' de la UE, ha advertido este martes un destacado parlamentario.

"Mi estimación es que hay al menos 40 colegas que no van a aceptar un acuerdo Chequers 'mitad dentro, mitad fuera' o de hecho un plan de emergencia para nos deje en el mercado único y la unión aduanera", ha prevenido Steve Baker en declaraciones a la emisora BBC.

"Los colegas no tolerarán un Brexit mitad dentro, mitad fuera", ha insistido Baker, que fue secretario de Estado para el Brexit en el Gobierno de May hasta que dimitió en protesta por sus propuestas para la salida de la UE.

Si May consigue un acuerdo con la UE, tiene que someterlo a votación en el Paramento y necesitaría el respaldo de unos 320 diputados para sacarlo adelante. Si 40 de sus diputados votaran en contra, el futuro del Gobierno y del proceso de divorcio dependería del opositor Partido Laborista, que ha indicado que votará en contra de casi cualquier acuerdo que pueda cerrar la primera ministra.

En virtud de las propuestas hechas por May, Reino Unido buscaría una zona de libre comercio para mercancías con la UE, aceptando ampliamente las normas comunes en la materia y la participación del país en las agencias europeas que ofrecen autorizaciones en este ámbito.

Algunos partidarios del Brexit sostienen que dichas propuestas garantizarían que la UE mantuviera el control sobre parte de la economía británica y por tanto iría en contra del espíritu de su promesa de abandonar la unión aduanera y el mercado único.

"Estamos a la espera de los detalles exactos sobre qué se nos va a pedir que votemos. No dudo de que se va a usar toda técnica posible para sembrar la duda en las mentes de los colegas y animarles a que voten con el Gobierno", ha afirmado Baker.

"En último término, la UE no tiene derecho a dividir Reino Unido y no tiene derecho a limitar cómo regulamos nuestra economía y nos gobernamos una vez que nos marchemos", ha añadido. "Necesitamos no tener miedo de seguir adelante sin un acuerdo", ha defendido.