Actualizado 17/05/2007 00:16 CET

27-M.- Quintana defiende la limpieza del BNG porque "no corta cintas" como Fraga ni "hace anuncios" como el PSOE

Reivindica que los gallegos, "cuando prueban el caramelo" del BNG, "ya no lo sueltan"

CARBALLO (A CORUÑA), 16 May. (EUROPA PRESS) -

El portavoz nacional del BNG, Anxo Quintana, defendió hoy la limpieza y la "transparencia" de su formación política durante la campaña electoral y aseguró que los nacionalistas "no cortan cintas ni entregan talones" como hacía el ex presidente gallego, Manuel Fraga, ni "hace anuncios" como el PSOE.

En el mitin más concurrido de los que ha celebrado hasta el momento, el Bloque consiguió un pabellón municipal de Carballo repleto, en el cual Quintana advirtió de que las cosas que se hacen por propaganda "se acaban notando".

Por ello, subrayó que, como vicepresidente de la Xunta dio orden para retirar durante la campaña los cuatro autobuses que estaban recorriendo Galicia para informar sobre el Sistema Galego de Atención á Dependencia. "Para evitar suspicacias y evitar propagandas", justificó.

Ante casi 800 personas que lo interrumpieron con ovaciones en varias ocasiones, Quintana se refirió al código electoral acordado con el PSdeG en la Xunta para evitar inauguraciones durante la campaña electoral. "¿Por qué se pusieron tan nerviosos el PP y el PSOE por informar a la gente?", se preguntó, "¿no será porque somos los nacionalistas los que realmente estamos poniendo en marcha un sistema gallego de atención a la dependencia?", se preguntó en relación a la campaña denominada 'In/Dependencia' puesta en marcha por Vicepresidencia.

"Que estén tranquilos, que retiré los autobuses", dijo a pesar de subrayar que tres juntas provinciales le dieron la razón a la Vicepresidencia de la Xunta "al no apreciar intereses electoralistas" en esta campaña.

De esta forma, aseguró que el BNG "no hará propaganda, como otros". "Se equivocó quien pensaba que íbamos a hacer como Fraga y cortar cintas y dar cheques, o como el PSOE que va haciendo anuncios o como los ministerios que anuncian que el anuncio para inaugurar la carretera a Ribadeo queda para otra ocasión", ironizó.

No obstante, aprovechó para vender la gestión que el BNG realiza en la Xunta y destacó el trabajo realizado para mejorar la igualdad entre hombres y mujeres, para extender las 'galescolas' a toda Galicia y para defender la cultura y los valores de la comunidad. Frente al "estilo propio" nacionalista situó al PPdeG, partido al que denunció por no "hacer nada" por el idioma y la cultura propias y por convertir el urbanismo en "folclore".

EL PARTIDO "DE LA GENTE"

En un discurso en el que adoptó las formas de alcalde --en varias ocasiones se refirió a su paso por la Alcaldía de Allariz--, Quintana fue muy directo con los vecinos y subrayó que el BNG "se preocupa de los problemas de la gente". En este sentido, destacó el trabajo realizado por el alcalde de Carballo y candidato nacionalista, Evencio Ferrero, porque "fue capaz de devolverle a los vecinos la historia" de su pueblo. "Ahora dicen con orgullo que son carballeses, y a mucha honra", aseguró ante el aplauso de la gente.

"Cuando la gente prueba algo bueno ya no lo deja. Probaron un caramelo, probaron a Evencio, y ahora ya no lo quieren soltar", bromeó al tiempo que vaticinó que el BNG ganará las próximas elecciones en este municipio en el que actualmente gobiernan los nacionalistas con seis ediles en coalición con los cuatro concejales independientes --ahora en Terra Galega--, y dos del PSdeG; frente a los nueve del PPdeG.

Por su parte, Ferrero aseguró que, desde que gobierna el BNG, Carballo es "más atractiva para vivir y para invertir" y subrayó que, durante los últimos cuatro años, este ayuntamiento incrementó su número de empresas y de población.