Actualizado 23/04/2021 11:38 CET

Arrimadas señala que Casado y Sánchez no dimitieron ante fracasos electorales y sugiere que no se irá tras el 4-M

La presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas, interviene durante un acto en Rivas (Madrid), en la campaña para las elecciones del 4 de mayo en la Comunidad de Madrid.
La presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas, interviene durante un acto en Rivas (Madrid), en la campaña para las elecciones del 4 de mayo en la Comunidad de Madrid. - Isabel Infantes - Europa Press

MADRID, 23 (EUROPA PRESS)

La presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas, ha señalado este viernes que ni Pablo Casado ni Pedro Sánchez se marcharon ni se pidió su dimisión ante fracasos electorales del PP y del PSOE y ha sugerido que ella seguiría al frente de Cs aunque el partido no consiguiera representación en la Asamblea de Madrid en los comicios del 4 de mayo.

"Entiendo que haya mucha gente que tenga ganas de volver a un bipartidismo tradicional, pero ahora, además, con dos polos que les van a tirar hacia los extremos. Pero nosotros vamos a seguir luchando por un espacio en el que cree mucha gente y que estoy convencida de que es necesario", ha declarado en una entrevista en la cadena COPE, recogida por Europa Press, refiriéndose al PSOE y a Unidas Podemos y al PP y a Vox.

De esta manera, ha rechazado la idea de que deba dimitir como presidenta de Ciudadanos si se quedaran sin escaños en Madrid, tras haber tenido 26 escaños en la Asamblea y haber gobernado en coalición con el PP. En cualquier caso, ha dicho estar "convencida" de que obtendrán representación parlamentaria y volverán a formar parte del Ejecutivo autonómico.

Arrimadas ha recordado que Albert Rivera dimitió como líder de la formación naranja tras un mal resultado en los comicios generales de noviembre de 2019, pero lo hizo después de haber estado quince años encabezándola, mientras que esta nueva etapa de Cs comenzó hace un año, con las primarias en las que fue elegida presidenta y con la V Asamblea General, sabiendo ya que "iba a haber muchas dificultades de todo tipo y muchos ataques".

"EL CENTRO SIEMPRE ES OBJETO DE ATAQUE"

Además, ha apuntado que cuando el PP bajó de 137 escaños en el Congreso a 66, en las elecciones de abril de 2019, no dimitió y "nadie le pidió nada", y lo mismo ocurrió con Sánchez cuando cosechó "el peor resultado de la historia del PSOE" en junio de 2016, al quedarse con 85 diputados.

En cambio, "el centro siempre es objeto de ataque", ha lamentado, preguntándose por qué "se le exige a Ciudadanos lo que no se le exige a otros partidos".

"Tengo un equipo muy bueno", "confío en este proyecto", hay "muchísima gente dejándose la vida" por él y "tenemos la obligación moral de seguir luchando por este espacio que es bueno para España", ha manifestado, mencionando al candidato a presidir la Comunidad de Madrid, Edmundo Bal, a la vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís, y al vicepresidente de la Junta de Andalucía, Juan Marín.

A su juicio, el centro político "siempre ha sido muy difícil de defender", pero "el espacio político existe, su utilidad es innegable" y "España es un país mejor" con un partido como Cs, que ofrece "seriedad", "gobierna bien" y es "capaz de llegar a acuerdos de Estado".

RIVERA SIEMPRE FUE "MUY CRÍTICO CON EL BIPARTIDISMO"

Por ello, ha defendido la continuidad de Ciudadanos como un partido diferente del PP, recalcando que en el Parlamento Europeo forman parte de familias políticas distintas, ya que el primero está con los liberales y el segundo con los conservadores. Cree que ambos partidos pueden alcanzar acuerdos y gobernar juntos, "pero manteniendo cada uno aquello en lo que a lo mejor no pueden coincidir".

Sobre la intención del PP de absorber a su partido, Arrimadas ha reiterado que quiere poder seguir defendiendo una regulación garantista de la eutanasia o que los políticos no deben "repartirse los jueces y RTVE", cuestiones por las que apuesta Cs y en las que no coincide con los 'populares', y ha dicho que sigue sin entender por qué Casado, que desea una confluencia, se negó a formar una coalición con ellos en Cataluña para las últimas elecciones autonómicas.

Respecto a la información que publica el diario 'La Razón' según la cual Albert Rivera quiere volver a la política y "se encamina a terminar en el equipo de Pablo Casado", la diputada tan solo ha indicado que "Albert dijo delante de toda España que dejaba la política" y que "siempre ha sido muy crítico con el bipartidismo y muy defensor de esa tercera España, de ese centro que representa Cs".

MONCLOA HA "DESCUBIERTO EL PASTEL" A GABILONDO

Por último, ha insistido en que, en los comicios en la Comunidad de Madrid, los votantes deben decidir si quieren "seguir avanzando" con un gobierno de PP y Cs, que "funcionaba bien" y donde "ya estaba todo negociado y organizado", o si la candidata 'popular', Isabel Díaz Ayuso, hace "experimentos" incluyendo a Vox en el futuro Ejecutivo.

Arrimadas ha reivindicado que, en los dos últimos años, la formación naranja ha aportado "modernidad, buena gestión, limpieza contra la corrupción y políticas sociales" que antes, cuando el PP gobernaba Madrid en solitario, estaban "en un segundo plano". Aunque "se ha podido mantener mucha actividad" económica en la comunidad pese a la crisis del coronavirus, considera que aún hay que ayudar a muchas familias que lo necesitan.

En cuanto a la postura del candidato del PSOE, Ángel Gabilondo, sobre los pactos postelectorales, ha señalado que "le han descubierto el pastel los de Moncloa", porque "él quería decir que no iba a pactar" con Unidas Podemos, pero en el debate electoral del pasado miércoles quedó claro que "va en un pack con (Pablo) Iglesias".