Actualizado 30/10/2008 13:46 CET

Llamazares cree que la Reina se sitúa en un espacio conservador, perjudica a la Casa Real y confronta con el Parlamento

MADRID, 30 Oct. (EUROPA PRESS) -

El diputado de Izquierda Unida en el Congreso, Gaspar Llamazares, afirmó hoy que la Reina, al opinar públicamente contra el aborto, la eutanasia y el matrimonio homosexual, se sitúa en un "espacio conservador", perjudica a la Casa Real y confronta con otro poder del Estado, emanado de los ciudadanos, como es el Parlamento.

En declaraciones en el Congreso, Llamazares indicó que las polémicas opiniones de Doña Sofía no benefician a la Casa Real porque la sitúan "de parte en un espacio conservador". "Eso no es bueno para la Corona --advirtió--. Que la defiendan los monárquicos. Yo soy republicano y (esas opiniones) no me extrañan", comentó.

A su juicio, al rechazar asuntos como el aborto o el matrimonio entre homosexuales, asuntos avalados por las Cortes Generales, la Reina "se enfrenta al Parlamento", que en su día decidió, por ejemplo, que tan legítimo es un matrimonio heterosexual como otro homosexual. "Eso es lo que debería defender la Corona", apostilló.

DEBE GUARDARSE SUS OPINIONES

Llamazares recomendó a la Reina, por el bien de la institución, "guardarse sus opiniones, sobre todo si son polémicas y afectan a otro poder del Estado como es el Parlamento". "No es bueno que parezca una posición confrontada con el Parlamento", concluyó.

En otras declaraciones realizadas esta mañana, Llamazares ya señaló que, afortunadamente, en España no gobiernan los Reyes: "Por suerte en España el Rey reina pero no gobierna, y la Reina tampoco gobierna --subrayó--. Quien decide lo que es o no matrimonio es el Parlamento, y el Parlamento ha decidido que la unión entre homosexuales es tan matrimonio como la unión entre heterosexuales".