Actualizado 11/03/2009 20:13 CET

Los médicos de familia expresan su "máxima" condena al tiroteo que le ha costado la vida a una compañera en Moratalla

MURCIA, 11 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (semFYC) expresó hoy, a través de un comunicado de prensa, su "máxima repulsa y condena" al tiroteo producido esta madrugada en el centro de salud de Moratalla, en Murcia, que ha causado la muerte de una médico de familia, de 34 años, y heridas a un conductor de ambulancia, que se encontraba en ese momento en el centro.

Asimismo, quiso expresar su solidaridad con las víctimas y sus familiares. La doctora fallecida era médico residente de cuarto año de la especialidad de Medicina Familiar y Comunitaria y en el momento de la agresión con arma de fuego ejercía su labor como médico de guardia en el servicio de urgencias del centro de salud.

La semFYC convocó a todos los médicos de familia y médicos residentes a efectuar un paro de cinco minutos en repulsa a esta agresión el próximo viernes, a las 12.00 horas, en los centros de salud, en los servicios de urgencias y en las unidades de transporte medicalizadas, donde trabajan diariamente para resolver los problemas de salud de la población.