Diego Armando Estacio se convierte en la segunda víctima mortal de ETA desde el 30 de mayo de 2003

Actualizado 06/01/2007 11:23:39 CET

MADRID, 6 Ene. (EUROPA PRESS) -

El rescate esta mañana del cuerpo del ciudadano ecuatoriano Diego Armando Estacio de entre los escombros del párking de la T-4 del aeropuerto Madrid-Barajas le ha convertido en la segunda víctima mortal de ETA desde el 30 de mayo 2003, día en el que fueron asesinados en Sangüesa (Navarra) los policías nacionales Julián Embid y Bonifacio Martí.

Tras una semana de búsqueda, el cadáver de Estacio, de 19 años, fue liberado esta mañana por los equipos de emergencia que trabajan en la zona del aparcamiento afectado, de donde también rescataron el pasado miércoles a su compatriota Carlos Alonso Palate, la otra víctima mortal del atentado con furgoneta-bomba de ETA del pasado sábado.

Sus muertes han puesto fin a un periodo de tres años y medio sin víctimas mortales por parte de la organización terrorista, desde que ésta asesinara en 2003 a los policías nacionales.

Embid y Martín, de 53 y 56 años, respectivamente, fallecieron por la explosión de una bomba-lapa que los terroristas habían adherido a los bajos del vehículo del Cuerpo Nacional de Policía que utilizaban como oficina móvil del DNI.

El cadáver de Estacio, que descansaba en su coche en el momento de la explosión, mientras su novia acudía a la terminal a esperar a su madre que llegaba de viaje, fue rescatado por el Cuerpo de Bomberos alrededor de las 09.30 horas.