ETA.- Ibarretxe cree que el proceso necesita de la derogación de la Ley de Partidos y el fin de la 'kale borroka'

Actualizado 19/11/2006 12:48:36 CET

Subraya la necesidad de "dar cobertura legal al diálogo con Batasuna" para avanzar en las negociaciones entre partidos

BILBAO, 19 Nov. (EUROPA PRESS) -

El lehendakari, Juan José Ibarretxe, aseguró hoy que el momento actual que vive el proceso de paz "exige que la Ley de Partidos sea derogada, o al menos reformada, y que cese completamente y para siempre la 'kale borroka'". Además, advirtió de que no se llega a la "cultura política del entendimiento con violencia, ni con leyes que recortan las libertades, ni con una interpretación de la política penitenciaria que no tiene en cuenta los derechos humanos".

En una entrevista en el diario 'Deia', recogida por Europa Press, Ibarretxe reiteró la necesidad de "dar cobertura legal al diálogo con Batasuna", y calificó de "disparate con impulso político" su encausamiento en el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco tras su reunión con Arnaldo Otegi.

Sobre la situación de las negociaciones entre los partidos, indicó que "la clave radica en cómo superar los problemas". "Pero no se avanza recuperando técnicas violentas de un pasado destructivo, y tampoco con la aplicación de leyes que obedecen al pasado. Ése no es el camino", añadió.

Además, Ibarretxe reiteró que los partidos están trabajando "los unos con los otros de una manera honesta y leal para que vaya madurando la esperanza". Pero, advirtió, le preocupan "menos las críticas burdas y desaforadas del PP", que las declaraciones que realizan algunos dirigente socialistas como Juan Carlos Rodríguez Ibarra o José Bono.

El lehendakari lamentó que "las bases jurídicas actuales" sigan siendo "las mismas que en su momento aprobó el PP con el silencio cómplice y, a veces, incluso con la compañía y el liderazgo del PSOE", con una legislación que, "clarísimamente, recorta las libertades".

"Estamos ante las resoluciones de una parte de la judicatura, no de toda ella, que recogen una inspiración política, pero también es verdad que existe una legalidad que no sirve para construir el futuro. La Ley de Partidos es clarísimamente contraria al proceso de paz. Zapatero sabe que si queremos un proceso que no sufra intromisiones basadas en la interpretación de esa norma, la Ley de Partidos debe ser modificada", criticó.

Asimismo, criticó el papel jugado por la Fiscalía, que consideró "un tanto errático y que genera preocupación", y planteó que puede deberse a "las presiones políticas del PP o a las discrepancias que existen en el seno del PSOE".

BATASUNA

Respecto a la influencia de la 'kale borroka' en el proceso, apostó por solventar los problemas "con iniciativa política y mirando hacia delante, no hacia atrás". "La decisión que adoptó Batasuna de sacar el conflicto de las calles para llevarlo a una mesa es un planteamiento hecho desde la buena voluntad. No tengo dudas acerca de que una mayoría de Batasuna piensa de esa manera. Es un planteamiento absolutamente sincero", añadió.

Sin embargo, reconoció que la la cultura política "no cambia de la noche a la mañana" y reiteró que los dirigentes de Batasuna tienen que ser conscientes de que la violencia callejera "no juega ningún papel en un proceso de este tipo, ya que sólo genera tensiones y frustraciones y traslada a la ciudadanía la duda de si se está volviendo a las andadas".

"Que vean con claridad que tenemos que transitar de una cultura política del enfrentamiento, en el que hemos vivido en las trincheras, a una cultura política del entendimiento. Esto no se consigue manteniéndose en las trincheras y aferrándose a los instrumentos del pasado. No se hace con violencia, ni con leyes que recortan las libertades, ni con una interpretación de la política penitenciaria que no tiene en cuenta los derechos humanos", dijo.