La bajada de temperaturas y la acumulación de medios logran parar los incendios en Canarias

Actualizado 01/08/2007 20:16:49 CET
Cargando el vídeo....

MADRID, 1 Ago. (EUROPA PRESS) -

Los fuegos de Canarias quedaron hoy controlados tras seis días de lucha contra las llamas, especialmente en las dos islas mayores, Tenerife y Gran Canaria, que han visto afectada un tercio de su masa arbolada. La bajada de temperaturas y la acumulación de medios de extinción permitieron frenar el avance de los incendios, justo el día en que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se desplazó al archipiélago para conocer la situación sobre el terreno. Desde las islas, anunció la convocatoria de un Consejo de Ministros Extraordinario para el próximo viernes en el que se aprobarán las ayudas para los afectados por los siniestros.

Tras más de 34.000 hectáreas afectadas, 13.000 personas evacuadas y dos heridos leves, los dramáticos incendios que asolaban Canarias quedaron hoy estabilizados. En Gran Canarias, los afectados ya han vueltos a sus hogares o, en algunos casos, lo que queda de ellos; mientras en Tenerife la vuelta a la normalidad se produce de forma paulatina.

Zapatero visitó hoy la zona junto al ministro de Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, tras lo cual ofreció una rueda de prensa acompañado por el presidente del gobierno canario, Paulino Rivero. Zapatero confirmó la celebración de un Consejo de Ministros extraordinario el próximo viernes, tras el que un decreto ley reconocerá el derecho de los damnificados con ayudas fiscales, y ante supuestos como pérdida de empleo o reconstrucción de infraestructuras.

Las ayudas estatales completarán a locales y autonómicas. El Cabildo de Gran Canaria destinará 300.000 euros a los afectados, tal y como confirmó hoy su presidente, José Miguel Pérez. Con unas partidas mínimas de 2.500 euros por familia, la administración autonómica estudiará las variaciones previstas en el real decreto que regula estas subvenciones.

El Cabildo se personará como acusación particular contra el guarda forestal autor confeso del incendio de Gran Canaria. Zapatero afirmó que "existen también indicios de que ha podido suceder lo mismo en Tenerife", en relación a las sospechas de que hubiese sido provocado. En rueda de prensa en Tenerife antes de su visita a Gran Canaria, el presidente del Ejecutivo estatal, aseguró que se está poniendo todo el esfuerzo contra "aquellos desalmados que son capaces de, intencionadamente, provocar un incendio tan devastador que, además, comporta un serio riesgo para las personas".

Hizo un llamamiento a la "enormemente útil" colaboración ciudadana para dar con los autores del incidente. La visita de Zapatero fue recibida y agradecida por Rivero, especialmente por comprender la singularidad de las islas Canarias, "porque se encuentran a mucha distancia del continente, porque se trata de un territorio fragmentado, y porque su clima prácticamente todo el año es temporada de riesgo de incendios".

"Nadie nos va a encontrar en momentos como éste buscando culpables y confrontación, ahora tenemos que seguir trabajando para culminar con una tarea que se está realizando razonablemente bien", añadió. Rivero acudirá a petición propia al Parlamento regional para explicar los sucesos. Desde Madrid, el grupo de Coalición Canaria en el Senado, solicitó hoy la comparecencia de la ministra de Medio Ambiente, Cristina Narbona, para informar sobre el operativo desplegado por su departamento.

Por su parte, el Ministerio de Defensa envió a Tenerife otros 150 miembros de la Unidad Militar de Emergencias para colaborar a la extinción definitiva de las llamas. Con este nuevo contingente, el total de efectivos desplazados a Canarias se eleva a 450, según confirmaron fuentes ministeriales.