Actualizado 08/05/2007 21:14 CET

El Rey presidió hoy la conmemoración del 25 aniversario de la ley que diseñó el Tribunal de Cuentas

El Rey don Juan Carlos presidió hoy el acto solemne de conmemoración del XXV aniversario de la promulgación de la Ley Orgánica del Tribunal de Cuentas, la norma que en 1982 configuró el actual diseño de la institución fiscalizadora.

Aquella ley configura al Tribunal de Cuentas como el supremo órgano fiscalizador de las cuentas y de la gestión económica del Estado y del sector público, sin perjuicio de su propia jurisdicción, de acuerdo con la Constitución.

La institución, dependiente directamente de las Cortes Generales, quedó entonces único en su orden y extiende su jurisdicción a todo el territorio nacional, sin perjuicio de los órganos fiscalizadores de cuentas que para las comunidades autónomas puedan prever sus estatutos.

El aniversario se ha conmemorado la misma semana en la que el Pleno del Congreso aprobará la reforma de la legislación de financiación de partidos políticos, que dotará al Tribunal de Cuentas de mayor poder sancionador. Al acto asistieron los presidentes del Congreso, Manuel Marín González, y del Tribunal Constitucional, Maria Emilia Casas, y del presidente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo, Francisco José Hernando.