Verónica Forqué y Santiago Ramos llegan a Madrid con "¡Ay, Carmela!", de Sanchis Sinisterra, bajo la dirección de Narros

Actualizado 17/01/2007 19:45:56 CET

LA ACTRIZ VUELVE AL MISMO PERSONAJE QUE REPRESENTÓ HACE CASI 20 AÑOS.

Verónica Forqué y Santiago Ramos llegan al Teatro Fígaro de Madrid con la obra ¡Ay, Carmela! , de José Sanchis Sinisterra, en una puesta en escena que ha dirigido Miguel Narros y que se estrenará el próximo 19 de enero.

Forqué repite en el papel de Carmela después de casi 20 años, cuando lo representó por primera vez en Zaragoza, en septiembre de 1987, junto a José Luis Gómez, quien también firmaba el montaje. El autor escribió la función cuando se cumplía el 50 aniversario de la guerra civil y presenta a dos actores de vodevil que van a parar a territorio nacional y se ven obligados a actuar para las tropas de Franco y para prisioneros de las brigadas internacionales en Belchite.

Según explicó hoy Miguel Narros esta función se escribió "para lo que entonces se llamaba el lucimiento de un actor y una actriz y muestra los padecimientos de la gente del arte durante la guerra". En opinión del director de escena "la obra no pertenece a ningún bando aunque la haya escrito un autor de izquierdas".

PERSONAJE ENRIQUECIDO

Por su parte, Verónica Forqué se mostró "agradecida" por volver a encarnar el personaje de Carmela. "Lo hice cuando era muy joven y hoy he logrado profundizar y enriquecer este papel", declaró recordando que la presencia de Narros ha sido fundamental en este hecho. "Miguel tiene un gran sentido del humor, mucha sorna y es muy tierno y yo misma ya no soy la que era entonces. Tengo recuerdos y anécdotas de ese momento pero ahora la experiencia ha sido muy nueva para mí", confesó afirmando que la obra "conecta con todo el mundo".

Santiago Ramos destacó la "manera ingeniosa y entretenida" en que el autor ha contado la historia. "Yo veo mi personaje, Paulino, como un clásico y creo que esta es una obra con un patetismo y una comicidad que me iban al pelo", dijo. "Han pasado veinte años y las cosas no han cambiado tanto. Este texto trata sobre la memoria de la guerra, algo muy de actualidad ahora, pero se toca de forma poco panfletaria y muy humana", agregó.

El actor opinó que la historia que cuenta Sanchis Sinisterra esta "muy bien escrita y se encuentra ya en la memoria de los españoles de manera intergeneracional". Asimismo, resaltó la "memoria musical" que hay en la obra en la que no falta la copla, la zarzuela o la magia. "Con todo esto el autor ha hecho un homenaje a las víctimas de la guerra civil", apostilló.

Finalmente, Narros (quien recordó que la obra se estrenó recientemente en Inglaterra en una función especial en homenaje a los brigadistas internacionales que participaron en la contienda española) aludió a la "verdad" con la que están escritos los personajes de Carmela y Paulino. "Él con su forma de aceptar las cosas y de vivir y ella, por el contrario, oponiéndose y siendo contestataria. Son personajes que también existen hoy en España", aseguró.