Actualizado 27/07/2007 19:28 CET

Zapatero advierte que "no estamos exentos de riesgos" pese a los "éxitos" contra ETA

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, dedicó parte de los 58 minutos que duró su comparecencia ante los medios en Moncloa para hacer balance del curso político al tema estrella de la legislatura, la lucha contra ETA. El jefe del Ejecutivo felicitó a las Fuerzas de Seguridad y a la Policía francesa por los últimos golpes contra la banda terrorista, pero advirtió que "aunque los éxitos de la lucha contra ETA son evidentes, no estamos exentos de riegos" ante posibles acciones de la banda terrorista. Además, Zapatero rechazó hacer valoraciones sobre la "fortaleza" o "debilidad" de la organización tras los últimos golpes policiales, porque no es útil para la política antiterrorista.

Durante la rueda de prensa que ofreció en el Palacio de la Moncloa, el presidente del Gobierno expresó su "más profunda felicitación" a las Fuerzas de Seguridad y a la Policía francesa por sus acciones contra ETA, que han dado como resultado la detención de 18 etarras tras la ruptura de la tregua el pasado 5 de junio, entre ellos, el jefe del aparato logístico de la banda, Juan Cruz Maiza Artola, arrestado ayer en Rodez junto a otros dos miembros de la banda.

Estas "importantes operaciones" contra ETA y "también contra el terrorismo internacional", así como "la persecución del crimen en general", es fruto, según Zapatero de "la eficacia de las Fuerzas de Seguridad", pero también "del respaldo del Gobierno". En este sentido, el presidente recalcó que el Ejecutivo ha aumentado tanto los medios materiales como el presupuesto para la seguridad en 2.000 millones de euros y ha puesto en la calle 14.000 nuevos policías y guardias civiles "para garantizar la seguridad, que es la principal responsabilidad del Estado".

Sin embargo, Zapatero quiso "reiterar" que aunque "los éxitos en la lucha contra ETA son evidentes, no estamos exentos de riesgos" ante posibles atentados de la banda terrorista. "La Policía y la Guardia Civil están poniendo todo su mejor empeño. Sé que en ese sentido tiene el pleno reconocimiento de la sociedad y tiene mi aliento, apoyo y agradecimiento más profundo", aseguró.

SOBRE LA FORTALEZA DE ETA

A preguntas de los periodistas, Zapatero rechazó pronunciarse sobre la posible "fortaleza" o "debilidad" de la banda terrorista tras los últimos golpes policiales, porque "no es útil para la política antiterrorista". "Lo que hay que hacer es trabajar para obtener frutos como los que vienen produciéndose en las últimas semanas", resaltó el presidente del Gobierno, que subrayó que ésta es y ha sido su postura, incluso cuando "algunos hablaban de la fortaleza que había adquirido" durante el alto el fuego. "Tenemos una amenaza lanzada por ETA que comporta riesgos y es necesario que todos seamos conscientes de ello", se limitó a señalar.

Cuando fue preguntado sobre si será posible acabar con ETA sólo por la vía policial, Zapatero tampoco quiso hacer "ninguna reflexión" al respecto y señaló que "se trata de combatir la actividad terrorista, se trata de combatir a ETA y con ello ayudar a que podamos tener el fin de la violencia". También afirmó que "en ninguna hipótesis" contempla ni tiene ninguna información sobre un nuevo alto el fuego de la banda terrorista. "Hay una amenaza de ETA expresada en el comunicado de ruptura del alto el fuego y la amenaza comporta un riesgo", apuntó.