Publicado 02/02/2015 21:59CET

Susana Díaz subraya que para ella "no hay nada más importante y más grande" que "ser presidenta de los andaluces"

Susana Díaz en un acto del PSOE en Córdoba capital el pasado enero
EUROPA PRESS

LUCENA (CÓRDOBA), 2 Feb. (EUROPA PRESS) -

La presidenta de la Junta de Andalucía y secretaria general del PSOE-A, Susana Díaz, ha afirmado este lunes que para ella "no hay nada más importante y más grande" que "ser la presidenta de los andaluces", asegurando, ante quienes pronostican que busca el poder más allá de Andalucía, y "sin deberle nada a nadie, solo a los andaluces", pues no quiere "tener que firmar acuerdos que no sean con los ciudadanos".

Durante su intervención en un acto público de su partido en Lucena (Córdoba) junto al secretario general del PSOE de Córdoba, Juan Pablo Durán, y el alcalde de Lucena, el socialista Juan Pérez Guerrero, la líder del PSOE andaluz ha argumentado que "si la recuperación está ahí, debe ser para la gente", porque lo que no puede ser es que "los que ya eran ricos" antes de la crisis, "ahora sean todavía más ricos, y que los trabajadores, de clase media, que vivían bien antes de la crisis, ahora estén empobrecidos".

Díaz ha insistido en la idea de que "eso no puede ser, y eso solo se puede combatir con un gobierno fuerte, con autoridad, que no le tiemble el pulso ante nada, ni ante nadie, y Andalucía tiene la posibilidad de decir lo que quiere, y la tiene porque hemos querido los socialistas, porque esta presidenta ha dicho que ahora va a hablar la gente y va a decir lo que quiere para su tierra, si quiere una Andalucía que vaya a más, que no deje a nadie en el camino, que se preocupe de quien más lo necesita y, sobre todo, que cree empleo".

Eso, según ha subrayado la líder del PSOE-A, es lo que ella quiere para Andalucía, y con ese objetivo se va "a dejar la piel" y se la dejará "aquí, y que no se preocupen ya por trenes" quienes afirman que Susana Díaz busca marcharse de Andalucía, porque ella quiere "estar aquí", en Andalucía, porque "no hay nada más importante y más grande para alguien de Andalucía, que ser la presidenta de los andaluces, que no quiero ser otra cosa, que eso es lo que quiero ser", y "sin deberle nada a nadie, solo a mi gente, a los andaluces", con la pretensión de no "tener que firmar acuerdos que no sean con los ciudadanos".

De hecho, según ha señalado la secretaria general del PSOE-A, en las próximas elecciones autonómicas Andalucía "tiene mucho que decir, porque es su derecho, y cuanto más chille Rajoy más convencida estoy de lo que tenía que hacer era darle la voz a los andaluces para que decidan su futuro".

La presidenta de la Junta también ha asegurado que en Andalucía "vamos a frenar la reforma injusta de la Universidad" que ha aprobado el Gobierno de Rajoy, que "lo que pretende es echar de las universidades públicas a los que tienen menos recursos" y por eso en Andalucía "la vamos a parar".

Ha apostado también por "blindar la sanidad pública" y por reconocer el papel que están desempeñado las personas mayores, a los que ha dicho que hay que proteger en Andalucía, así como la importancia de la dependencia, servicios que es "imprescindible" mantener.

Susana Díaz, según ha concluido, quiere "una Andalucía más y mejor para todos, que tenga su propia voz" porque esta comunidad autónoma "no tiene límite a su capacidad", ya que los andaluces "tenemos fuerza, talento, capacidad y sabemos lo que queremos hacer con nuestra tierra".

Por su parte, el secretario general del PSOE en Córdoba, Juan Pablo Durán, se ha mostrado convencido de que la recuperación económica será posible en Andalucía porque desde hace tres años "decidimos que otra forma de gobernar es posible" y por ello, en esta comunidad autónoma se han mantenido servicios como la sanidad o la educación, "que son fundamentales para la ciudadanía".

Durán ha defendido la necesidad de la convocatoria electoral del próximo 22 de marzo, porque "nadie puede ponerle fecha de caducidad a un gobierno" y por ello la presidenta de la Junta de Andalucía ha tenido "el coraje de defender a Andalucía por encima de todo" y para ello "le ha dado la voz a la ciudadanía, para tener un gobierno estable".