Publicado 02/07/2020 14:38:55 +02:00CET

El Geoparque Villuercas-Ibores-Jara cuenta con un nuevo recurso para poder contemplarse a 1.600 metros de altura

Inauguración de la mejora del acceso al Pico Villuercas
Inauguración de la mejora del acceso al Pico Villuercas - DIPUTACIÓN DE CÁCERES

CÁCERES, 2 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Geoparque Mundial Unesco Villuercas-Ibores-Jara de la provincia de Cáceres ha inaugurado este jueves un nuevo recurso con el que se pone en marcha el Itinerario Geológico La Villuerca para poder transitar por 11 kilómetros hasta alcanzar una cima a 1.600 metros de altura desde contemplar toda la riqueza natural del entorno.

El proyecto ha consistido en acondicionar la pista que va a un observatorio que tuvo uso militar y cuyos terrenos fueron cedidos por el Ministerio de Defensa en 2018. El objetivo de adecuar esta subida al punto más alto del geoparque, que se ha convertido en "un recurso turístico y pedagógico de primera magnitud y un revulsivo para el sector empresarial".

La inauguración oficial ha corrido a cargo de la presidenta de la Diputación de Cáceres Rosario Cordero, que ha dado el "pistoletazo de salida" a este Itinerario Geológico de La Villuerca, una antigua pista militar que conducía hasta la base de transmisiones -en desuso desde hace décadas- y "ahora convertida en una carretera segura que transita por espectaculares paisajes hasta la cumbre".

Junto a Cordero han estado representantes del Ejército del Aire, de Defensa, el subdelegado del Gobierno, miembros de la corporación provincial, alcaldesas y alcaldes de la comarca, mancomunidad, y representantes de la Junta de Extremadura, Universidad de Extremadura, Comité Científico del Geoparque y empresarios, entre otros.

Los responsables de dar visibilidad al tradicional corte de cinta han sido la presidenta y el delegado de Defensa en Extremadura, Jesús Caballero, que han tenido un recuerdo para Ángel Freixinet, anterior delegado de Defensa, con quien se dieron los primeros pasos de este proyecto tras la cesión de terrenos los terrenos a la institución provincial.

"Las inauguraciones son de la ciudadanía y los políticos lo que tenemos que hacer es mejorar las cosas", ha dicho Cordero, que ha añadido que "en proyectos tan importantes como el que hoy nos ocupa, que son proyectos de desarrollo, de abajo arriba, necesitamos dar visibilidad, por eso, todas y todos los que nos encontramos hoy aquí, estamos poniendo en valor un proyecto muy importante para las personas y para los empresarios".

Cordero ha hecho un breve repaso por la historia del Geoparque y con palabras de aliento para los empresarios del territorio "en un año especialmente complicado por la pandemia", ha subrayado que "hoy es un gran día porque la carretera que se inaugura es un motor de dinamización para el Geoparque y para toda la comarca".

Así, ha hecho un guiño a destacado proyectos porque considera que, por ejemplo, "es una carretera perfecta para terminar la vuelta ciclista de España", ha dicho.

La primera parada de la comitiva para la inauguración ha tenido lugar en la ermita del Humilladero cuya explanada ha servido también de punto de partida para recorrer los 11 kilómetros que llevan hasta alcanzar la cima La Villuerca a 1.600 metros de altura con las interpretaciones ofrecidas por responsables y técnicos del Geoparque a lo largo del trayecto.

"El valor de este lugar desde el punto de vista turístico, educativo y científico ha fomentado un uso complementario al hasta ahora usual, forestal o de comunicaciones militares, y se ha transformado en un recurso pedagógico y turístico de primera magnitud", ha señalado el director del Geoparque, José María Barrera.

ITINERARIO GEOLÓGICO

Educativamente se trata de un aula abierta multidisplinar (geología general, geomorfología, paleontología, hidrología, botánica, agro-forestal, historia y cultura) y turísticamente supone un nuevo recurso de primera calidad en la naturaleza de Extremadura.

A lo largo del itinerario se han distribuido distintas zonas de parada, cuatro de ellas con protecciones de madera y otras con ensanches de aparcamiento. Así, y desde el Humilladero, la visita ha transcurrido por lo que se conoce como el Geositio 40, un yacimiento de vendoténidos y sabellidítidos.

Después, ha continuado por el Mirador del relieve apalachese para culminar en La Villuerca, con una espectacular vista general del Geoparque y, posteriormente, encaminarse a Las Arenas del Océnao Réico y finalizar en el Pozo de la Nieve.

CARACTERÍSTICAS DE LA OBRA

El camino tiene una longitud de 11 kilómetros, con una anchura de plataforma de cinco metros. La rodadura se encontraba en un estado absolutamente envejecido con pérdida de material granular por lo que se ha requerido una actuación integral de rehabilitación completa en toda su longitud.

Por otra parte, además de los desperfectos generalizados del firme, la falta de un mantenimiento adecuado ocasionó una degradación del camino y las márgenes estaban llenas de maleza que estrechaba el paso disponible en varios tramos a poco más de dos o tres metros.

El camino no disponía de señalización vertical ni de marcas viales aunque sí de elementos de protección (barreras metálicas) en varios tramos instalados a muy baja altura pero necesarios por lo accidentado del terreno, así como de dos líneas laterales balizadas con captafaros.

Una vez adjudicada la obra a la UTE Construcciones Hidráulicas y Viales-Mefiex, los trabajos tuvieron su inicio con el desbroce y limpieza de márgenes eliminando la vegetación espontánea que las colonizaba y que limitaba la actuación a la plataforma viaria y cunetas.

Se continuó con una limpieza y barrido contundente de la calzada, la eliminación del material suelto y se actuó en los taludes de los desmontes de las márgenes que acumulaban tierra a pie de carretera. También se estabilizaron las zonas que presentaban riesgo de desprendimiento y se aseguró la permanencia de varios terraplenes con el movimiento de tierras necesario.

Tras mejorar el drenaje de las cunetas se actuó sobre la calzada aprovechando el firme existente cuando ha sido posible; se han rehabilitado las zonas puntuales degradadas, y se ha renovado completamente el firme mediante el extendido en todo el ancho de plataforma de una capa de zahorra artificial con lo que se ha conseguido un nuevo pavimento, sobre el que se han aplicado marcas viales de delimitación de calzada en bordes.

Asimismo, se ha señalizado verticalmente y se han modificado en altura las barreras de seguridad existentes, así como otras de nueva instalación que se han pintado para integrarlas mejor en el entorno y evitar el aspecto metálico del material.