Publicado 31/10/2019 13:22CET

Indonesia amenaza con denunciar a los países que se nieguen a recuperar su basura

Un oficial inspecciona un contenedor de desechos plásticos en el puerto de Tanjung Priok en Yakarta
Un oficial inspecciona un contenedor de desechos plásticos en el puerto de Tanjung Priok en Yakarta - REUTERS / ANTARA FOTO AGENCY - Archivo

YAKARTA, 31 Oct. (Reuters/EP) -

El Ministerio de Ambiente de Indonesia ha señalado este jueves que denunciará a los países firmantes de la Convención de Basilea, si estos se niegan a recibir las embarcaciones para la devolución de los desechos que han generado.

"Si los países de origen se niegan a aceptar sus desechos, lo denunciaremos a la Convención de Basilea", ha sentenciado en una conferencia de prensa la directora general de Gestión de Residuos de Indonesia, Rosa Vivien Ratnawati.

"De haber tráfico ilegal, el país de origen debe aceptar la basura de vuelta", ha añadido, al tiempo que ha advertido de que el Gobierno imputará a aquellos importadores indonesios que redirijan a otro lugar los residuos, "cuando tengan órdenes de enviarlos a su país de origen".

Por su parte, el jefe de Aduanas del país, Heru Pambudi, ha asegurado que las embarcaciones serán "vigiladas de cerca".

Los comentarios se producen después de que Nexus3 y la Red de Acción de Basilea (BAN, en inglés) denunciaran que los desechos que Indonesia devolvió a Estados Unidos terminaron, en su mayoría, en otras economías emergentes asiáticas.

Los grupos ecologistas han afirmado que solo 12 contenedores, de un total de 58, han regresado a Estados Unidos, mientras que 38 fueron redirigidos a la India. El resto de las embarcaciones fueron halladas en Corea del Sur, Tailandia, Vietnam, México, Países Bajos y Canadá.

Las ONG también han acusado a Yakarta de estar "involucrada en el tráfico ilegal internacional de desechos", algo que las autoridades han negado. El país ha intensificado las inspecciones en las aduanas a raíz del aumento de los envíos de basura desde los países occidentales y después de que China prohibiera las importaciones el año pasado.

Indonesia tiene un historial de lucha contra los desperdicios, que suelen acabar en desechos sanitarios o ríos. Además, es el segundo productor de plásticos contaminantes en el mundo, después de China, según un estudio de 2015 de la revista 'Science'.

Al menos 2.000 contenedores de plástico y papel residual han sido inspeccionados en los puertos indonesios, 584 de los cuales han sido devueltos a sus países de origen, como Estados Unidos, Nueva Zelanda, Australia, Reino Unido, Canadá y Japón.

A principios de mes, Indonesia acusó a dos singapurenses de importar sin permiso 87 contenedores de chatarra de plástico, los cuales estaban contaminados con elementos peligrosos como placas de circuito impreso, controles remotos usados y baterías usadas.

Para leer más