El presidente de Indonesia se declara dispuesto a dialogar con los separatistas de Papúa

Publicado 01/10/2019 10:34:48CET
El presidente de Indonesia, Joko Widodo
El presidente de Indonesia, Joko Widodo - Noraini Ahmad/BERNAMA/dpa - Archivo

YAKARTA, 1 Oct. (Reuters/EP) -

El presidente de Indonesia, Joko Widodo, ha mostrado este lunes su disposición a dialogar con los separatistas de la región de Papúa, una declaración que ha llegado tras siete semanas de violencia, impulsada por la represión de las fuerzas de seguridad contra un grupo de estudiantes papúes.

La región se compone de las provincias de Papúa y Papúa Occidental, en la isla de Nueva Guinea, en las cuales ha existido un conflicto separatista desde que Indonesia se anexionó los territorios de la antigua colonia holandesa en 1969, tras una votación entre líderes indígenas que fue avalada por Naciones Unidas. Los habitantes de la región son predominantemente de etnia melanesia y han denunciado repetidas veces ataques y discriminación racista por parte de las fuerzas de seguridad.

El presidente ha asegurado que no tiene "ningún problema" en reunirse con los separatistas que exigen un referéndum de independencia, a lo que el portavoz del Comité Nacional para Papúa Occidental (KNBP por sus siglas en indonesio), Victor Yeimo, ha contestado que cualquier encuentro deberá contar con la mediación de un actor internacional, como puede ser Naciones Unidas u otro país. "Habría que hablar sobre el referéndum y sobre la raíz de las causas de nuestras demandas de independencia", ha añadido Yeimo.

Otro líder separatista, Benny Wenda, miembro del Movimiento Unido por la Liberación de Papúa Occidental, ha mostrado su interés en reunirse con el mandatario, según el portal de noticias local Tabloidjubi. "Pero solo nos reuniremos si todas las tropas se retiran del territorio de Papúa", ha dicho , "porque es imposible reunirse si está en peligro el destino de la gente de Papúa".

¿QUÉ HAY TRAS LAS PROTESTAS?

Las autoridades y los separatistas se han acusado mutuamente de haber impulsado las protestas en Papúa durante las últimas. El ministro de Seguridad, Wiranto, acusó a Wenda, que reside en Reino Unido, de "tratar de iniciar disturbios masivos".

El 24 de septiembre murieron 37 personas y decenas resultaron heridas durante las protestas violentas en Jayapura Wamena, donde miles de personas fueron evacuadas tras el peor episodio violento en décadas. El Gobierno y algunos independentistas han confirmado que 25 de las víctimas mortales eran desplazados de otras partes del país.

Los daños materiales han afectado a oficinas y viviendas del Gobierno y 250 vehículos. La sangrienta protesta estuvo motivada por un rumor de que una profesora de instituto se había referido a sus alumnos papúes como "simios". Posteriormente, la Comisión de Derechos Humanos de Indonesia declaró que había podido comprobar en su investigación que la profesora había pedido silencio a los alumnos, y que estos no le habrían entendido correctamente por la similitud de la palabra "alto" ("keras" en indonesio) y la palabra "simio" ("kera").

Widodo ha atribuido la mayoría de los daños a un grupo de delincuentes y les ha acusado de haberse aprovechado de las manifestaciones. Yeimo ha asegurado que el KNBP no ha tenido nada que ver con la organización de las protestas.

Contador

Para leer más