Una exposición permite conocer la relación entre la tabla periódica y los animales del Oceanogràfic de Valencia

Publicado 17/05/2019 11:57:49CET
Una exposición permite conocer la relación entre la tabla periódica y los animales del Oceanogràfic de Valencia
AYUNTAMIENTO MURCIA

MURCIA, 17 May. (EUROPA PRESS) -

El Oceanogràfic de Valencia y el Museo de la Ciencia y el Agua de Murcia se unen a la conmemoración del Año Internacional de la Tabla Periódica de los Elementos Químicos.

La exposición 'Átomos bajo el agua', producida por Avanqua-Oceanogràfic y dirigida por Manuel Toharia, muestra en imágenes espectaculares de gran tamaño la estrecha relación existente entre diversos seres vivos del acuario valenciano y algunos elementos químicos muy determinados.

La muestra, que ha sido inaugurada por el concejal de Promoción Económica, Cultura y Programas Europeos, Jesús Pacheco, y que se podrá visitar hasta el 22 de septiembre, trata de correlacionar una efeméride de enorme trascendencia científica con la vida animal tal como se manifiesta en el gran acuario valenciano.

Todos los seres vivos contienen solo 11 átomos que les son comunes. El resto de átomos, hasta 42 bioelementos, sólo lo comparten algunos animales o plantas. En esta muestra lo que se quiere explicar es la importancia de estos y de otros elementos de cara a ciertas características muy concretas de determinados seres vivos.

Por ejemplo, hay un extraño cangrejo que existe desde hace cientos de millones de años, el cangrejo cacerola, tiene la sangre azul en lugar de roja, porque carece de hierro, que sustituye por el cobre. Por tanto, el cangrejo cacerola y el cobre tienen una relación especial que hemos mostrado a través de una espectacular fotografía de este animal correspondiente al elemento cobre.

Otro ejemplo podría ser el pez piña y su relación con el wolframio, un metal que, además de ser el bioelemento más pesado, es también un nutriente esencial para ciertas bacterias como las que dotan de bioluminiscencia a la boca de este animal. Y así, sucesivamente, hasta una veintena de imágenes que glosan esas correlaciones entre átomos y la vida marina.

El químico ruso Dimitri Mendeleiev publicó en 1869, por primera vez en la historia de la ciencia, una clasificación ordenada por peso y afinidad química de los átomos conocidos en su época. La trascendencia de aquel trabajo fue tan considerable que hoy, 150 años más tarde, la ONU ha declarado a 2019 como Año Internacional de la Tabla Periódica de los Elementos Químicos.