El Papa advierte en Nochebuena: "Unos pocos banquetean espléndidamente y muchos no tienen pan para vivir"

Publicado 24/12/2018 22:47:25CET

ROMA, 24 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Papa ha advertido sobre una "insaciable codicia" que recorre la historia humana y llega hasta las paradojas de hoy: "Cuando unos pocos banquetean espléndidamente y muchos no tienen pan para vivir".

Así lo ha puesto de manifiesto durante ha incidido durante la Misa de Nochebuena, que conmemora para los católicos el nacimiento de Jesús, en la que ha pedido a los católicos que superen los egoísmos sin caer en la mundanidad y el consumismo al tiempo que les ha instado a recorrer la "subida" del camino a Belén para descubrir que "la vida de Dios corre por las venas de la humanidad".

"Se debe superar la clima del egoísmo, es necesario no resbalar en los barrancos de la mundanidad y del consumismo", ha señalado en el discurso que ha pronunciado durante la celebración de la Misa del Gallo en la Basílica de San Pedro del Vaticano, el primero de los ritos litúrgicos de la que es su sexta Navidad como pontífice.

El obispo de Roma ha lamentado que "el tener" y "el acumular cosas" es para muchos "el sentido de la vida". Así ha invitado a acoger a Jesús para que cambie "la historia" a partir de cada uno porque, según ha afirmado, "cuando Jesús cambia el corazón, el centro de la vida ya no es el "yo hambriento y egoísta, sino él, que nace y vive por amor".

En su homilía, ha manifestado que al observar el pesebre, se comprende que "lo que alimenta a vida no son los bienes, sino el amor". "No es la voracidad, sino la caridad; no es la abundancia ostentosa, sino la sencillez que se ha de preservar", ha agregado.

De este modo, el Pontífice ha invitado a preguntarse: "¿Cuál es el alimento de mi vida, del que no puedo prescindir?, ¿es el Señor o es otro? Después, entrando en la gruta, individualizando en la tierna pobreza del Niño una nueva fragancia de vida, la de la sencillez, preguntémonos: ¿Necesito verdaderamente tantas cosas, tantas recetas complicadas para vivir? ¿Soy capaz de prescindir de tantos complementos superfluos, para elegir una vida más sencilla?".

El Papa ha explicado que Jesús se ofrece a los fieles "todos los días de su vida" en el "altar" donde se hace "pan partido". Y ha especificado: "En Navidad recibimos en la tierra a Jesús, Pan del cielo: es un alimento que no caduca nunca, sino que nos permite saborear ya desde ahora la vida eterna".

Este año, la Basílica de San Pedro ha instalado un nuevo sistema de iluminación LED diseñada por la empresa alemana OSRAM, en colaboración con los Servicios Técnicos del Gobernatorato, que ha se ha ocupado los detalles técnicos y la instalación completa. El proyecto, que ha durado dos años, está compuesto por 780 aparatos de luz que usan más de 100.000 LED, lo que permite un ahorro del 90% de la energía.

La inauguración oficial de esta nueva iluminación tendrá lugar el viernes 25 de enero, pero se ha visto con antelación esta noche con ocasión de la Misa del Gallo.

A la Misa de Nochebuena, que ha comenzado a las 21.30 horas, han asistido cerca de 10.000 personas que han permanecdio tanto en el interior de la basílica como en la Plaza de San Pedro. Antes de entrar a la basílica, han sido obligados a pasar diversos controles policiales. La celebración, como es habitual, se inició con la procesión de Francisco hacia el altar mayor al son del canto de la 'Kalenda', que en latín recorre desde la Creación hasta la noche en la que nació Jesús.

Contador