Compromís propone una regulación permanente de cruceros en València que limite la entrada a 3.500 pasajeros diarios

Archivo - La portavoz del Grupo municipal de Compromís Papi Robles y el concejal Ferran Puchades (archivo)
Archivo - La portavoz del Grupo municipal de Compromís Papi Robles y el concejal Ferran Puchades (archivo) - COMPROMÍS - Archivo
Publicado: jueves, 20 junio 2024 11:50

   VALÈNCIA, 20 Jun. (EUROPA PRESS) -

   El grupo de Compromís en el Ayuntamiento de València ha anunciado que propondrá una moción en el próximo pleno municipal para que se establezca una restricción de carácter permanente en la entrada de cruceros a la ciudad, con un límite de 3.500 pasajeros diarios, de dos barcos al día y de un tamaño máximo de 280 metros de eslora.

   Así lo han explicado la portavoz de la coalición, Papi Robles, y el concejal Ferran Puchades, en una rueda de prensa en la que han detallado que esta propuesta también recogerá la necesidad de medir las emisiones de CO2, óxido de nitrógeno y óxido de azufre procedentes del Puerto de València.

   Desde Compromís se han mostrado "seguros" de que esta propuesta "será compartida por el Gobierno" y el resto de la oposición: "Invitamos a todos los grupos a que participen en fomentar la salud de las personas que viven aquí, que permitan que todo el Marítim tenga un aire mucho más puro y respirable, y que permitan también que esta ciudad pueda tener un turismo equilibrado y de calidad, que, desde luego, con esa entrada masiva que estamos teniendo, no se puede tener".

   Los concejales han expuesto que el "efecto postpandemia" ha ocasionado a partir de 2022 un incremento de cruceristas que en 2025 alcanzará el 43%, con 273.000 pasajeros desembarcando en la ciudad. Una cifra, para Puchades, "mostruosa" si se tiene en cuenta que se trata solo de la afluencia de visitantes por vía marítima.

   Compromís ha señalado que la previsión es que en 2025 lleguen a la ciudad 334 cruceros con 896.172 viajeros, "60.000 pasajeros más que la poblacion censada en València". En los meses de mayor actividad --mayo, julio y octubre-- se prevé una media de 4.000 cruceristas diarios, con picos de "10.000 pasaheros en un solo día".

   Solo este jueves, ha indicado, está programada la llegada de dos cruceros, uno con 718 viajeros y otro con 5.179 personas, por lo que "hoy mismo hay 5.907 cruceristas en la ciudad".

   Además, Puchades ha precisado que de estos 334 cruceros que llegarán a la capital del Turia en 2025, 75 tienen más de 300 metros de eslora y representarán 633.000 cruceristas. Es decir, "aproximadamente un 20% de los barcos aportan dos tercios del total de cruceristas. "Hoy por hoy, el modelo de cruceros que llega al Puerto es precisamente el de megacruceros, son la norma", ha afirmado.

    En este sentido, Papi Robles ha apuntado que la contaminación que genera este tráfico conlleva "la bajada de la calidad de la salud de las personas" y ha señalado que el Puerto de València "genera 2,7 millones de toneladas de CO2 al año", pero que de otros contaminantes como el óxido de nitrógeno (NOx) y el óxido de axufre (SOx) no se dispone de mediciones exactas y solo de estimaciones, que ascienden a aproximadamente 1.200 toneladas de NOx y 300 toneladas de SOx.

   Por ello, la portavoz ha subrayado la necesidad de realizar un análisis "exhaustivo" de la contaminación que genera este tráfico marítimo en la ciudad.

   Ante estos datos, la moción que Compromís presentará en el próximo pleno pasa por limitar la entrada de cruceros a 3.500 pasajeros diarios, dos cruceros al día y a cruceros de 250 metros de eslora, así como el desarrollo de estudios para "conocer las cifras exactas" de los contaminantes relacionados con esta actividad y con el Puerto de València.

   Robles ha remarcado que Compromís quiere "una regulación permanente y no una regulación mientras duren las obras del Puerto". Así, ha señalado que a la alcaldesa de València, María José Català, "no le ha hecho falta regular nada" porque las propias obras de la terminal del Puerto de Valènia son las que "no van a permitir que entren los cruceros.

"POLÍTICA DE REFRITOS"

   La portavoz ha aseverado que el gobierno municipal "nos está acostumbrando a hacer una política de refritos del Gobierno anterior y de gestos, muy grandilocuentes habitualmente, de la señora Catalá", con el plan de vivienda anunciado esta semana y la moratoria de apartamentos turísticos, que su grupo considera "parcial e insuficiente".

   "Ahora ha llegado la negativa que tiene últimamente Catalá de que lleguen cruceros a esta ciudad" y la siguiente medida "será la implantación de la tasa turística" contra la que Catalá el año pasado era "la persona más beligerante". "Resulta que ya comienza a mirarla con buenos ojos", ha comentado.

   Papi Robles ha asegurado que Compromís "continuará marcando el camino a Catalá" y presentado propuestas encaminadas a la tasa turística. "Sabemos que dirá de manera taxativa que no a nuestras propuestas y al día siguiente las copiará y presentará como propuestas estrella", ha apostillado.

   En términos similares, Puchades ha añadido que "no hay ninguna duda de que València tendrá una tasa turística" y en un momento más próximo de lo pensado. El equipo de gobierno "hablaba de populismo turismofóbico cada vez que se ha hablado de los efectos del turismo sobre la ciudad", pero "ahora ha decidido que las medidas del Plan Especial de Ciutar Vella sean de carácter permanente" y "en 48 horas montó el expediente" para aprobar la moratoria de pisos turísticos, ha expuesto.

Contador

Leer más acerca de: