El promedio de mujeres en órganos de gobierno de asociaciones y fundaciones se sitúa en el 42%, según Fundación Lealtad

Publicado 07/03/2018 18:28:32CET

   MADRID, 7 Mar. (EUROPA PRESS) -

   La Fundación Lealtad ha analizado la presencia de la mujer en los órganos de gobierno de las ONG acreditadas, un informe que concluye que el promedio de mujeres en patronatos y juntas directivas se sitúa en el 42%. Además, las mujeres son mayoría en el órgano de gobierno en el 38% de estas entidades.

   Estos datos se han dado a conocer con motivo del Día Internacional de la Mujer, que se celebra cada 8 de marzo, y concluyen que el Tercer Sector se sitúa a la cabeza en materia de igualdad, además de poner de manifiesto cómo el sector de las ONG ha potenciado la presencia de mujeres en puestos de responsabilidad.

   Por ello, la Fundación Lealtad ha estudiado la composición de los patronatos y juntas directivas de las 181 ONG acreditadas que cumplen íntegramente los 9 Principios de Transparencia y Buenas Prácticas. Se trata de asociaciones y fundaciones de diverso tamaño que trabajan en acción social, cooperación al desarrollo, acción humanitaria, investigación científica asociada a la salud y medio ambiente, y que cuentan con más de 755 mujeres en sus órganos de gobierno.

   Así, el estudio revela que en el 61% de las ONG acreditadas el puesto de presidente y/o director lo ocupa una mujer; las mujeres son mayoría en el órgano de gobierno en el 38% de las ONG acreditadas; y que la presencia femenina es mayor en juntas directivas de asociaciones (con un promedio del 45%) que en patronatos de fundaciones (37%).

   En las organizaciones más jóvenes, con una trayectoria inferior a 10 años, el número de mujeres en órganos de gobierno es mayor (58%) que en entidades con más antigüedad (41%), esquema que se repite en los cargos de dirección.

   En palabras de la directora general de la Fundación Lealtad, Ana Benavides, "siendo datos positivos, aún queda camino por recorrer para que las mujeres alcancen más puestos de responsabilidad en las ONG, por ejemplo para que exista una mayor igualdad en la composición de los órganos de gobierno".

   En el análisis también se destaca el papel de la mujer como ejemplo de liderazgo femenino y cualificación profesional. "Las directivas de las ONG se enfrentan cada día a retos similares a los de los ejecutivos empresariales: la gestión y motivación de equipos, el trabajo en entornos multiculturales, la captación de recursos o la optimización de procesos; con una dificultad añadida porque en el Tercer Sector los recursos son limitados y las necesidades infinitas", concluye Benavides.