La oposición reitera su 'no' a la comisión sanitaria y PP se abre a llamar al alto cargo investigado si deja de estarlo

Publicado 27/11/2018 15:27:26CET
EUROPA PRESS

   En Marea preguntará al presidente Feijóo en el pleno por el "veto" y los populares seguirán adelante con la comisión aunque sin los demás grupos

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 27 Nov. (EUROPA PRESS) -

   Los grupos de la oposición --En Marea, PSdeG y BNG-- han reiterado este martes su negativa a la comisión de investigación sobre los "recortes" en la sanidad pública que ellos mismo impulsaron en la Cámara autonómica por el "veto" del PPdeG a algunas de las comparecencias que ellos proponían, entre ellas, la del actual gerente del área de Vigo, Félix Rubial, que está investigado por el suministro de los medicamentos de la Hepatitis C.

   Precisamente, al ser preguntado por esta cuestión --toda vez que en otras comisiones de investigación sí comparecieron personas investigadas judicialmente--, el portavoz parlamentario del PPdeG, Pedro Puy, ha apelado a que en aquellas ocasiones los imputados guardaron silencio sobre los asuntos vinculados a la causa judicial.

   Asimismo, se abrió a la posibilidad de que finalmente sí acuda a la comisión de investigación si cambia la situación judicial de Félix Rubial, investigado por homicidio imprudente en la causa en la que se dirime si hubo dilaciones en los nuevos tratamientos para la Hepatitis C.

   Por su parte, el portavoz parlamentario de En Marea, Luís Villares, ha avanzado que, precisamente, su pregunta en el proóximo pleno de la Cámara --la semana que viene-- al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, versará sobre esta comisión. "¿Qué tiene que ocultar?", interpelará.

   Villares ha acusado de "farsa" la comisión y ha denunciado el "veto" de los populares a varias de sus comparecencias. Además, se ha preguntado "cuál es el criterio" del PP en este tipo de comisiones sobre las personas investigadas o los familiares de las víctimas, que sí están aceptadas (las personas afectadas) en la comisión de investigación sobre el accidente de O Marisquiño, en Vigo.

VÍCTIMAS SON "IGUALES"

   Es más, comparó la comisión de sanidad con otras comisiones parlamentarias como la del Alvia --en el Congreso--. "¿Por qué se trata con diferente rasero?", ha cuestionado, antes de asegurar que, para En Marea, "las víctimas de los recortes no son menos que las del Alvia". "Las víctimas --agregó-- son personas que sufren injustamente una situación que no tenía que haber sucedido".

   Villares se ha preguntado si el PP "no quiere escuchar la cara humana" de la sanidad y ha señalado que les parece "una falta de respeto" que "un señor se pasee en determinadas comisiones y en otras no". "¿Alguien nos puede informar de ese veto?", se ha preguntado.

   Además, el portavoz parlamentario de En Marea ha ratificado con un "no" rotundo la negativa a volver a la comisión parlamentaria porque "está sesgada" y ha lamentado que el PP "siga pensando que puede amordazar a todo el mundo". "Sí que se va a saber la verdad", ha advertido.

"NECESITADO DE CARIÑO"

   "El PP está necesitado de cariño", ha observado irónicamente el portavoz parlamentario del PSdeG, Xoaquín Fernández Leiceaga, quien ha continuado afirmando que los populares "necesitan sentirse bien consigo mismos".

   Así, ha concluido que han decidido traer a "militantes" y personas "próximas al PP" para que "aplaudan" la gestión de la Xunta en la sanidad, como si fuese "un cónclave" del partido. "¿Creen que debemos participar para decir que todo va muy bien?", se ha preguntado el dirigente socialista, quien se ha referido a nombres que no van a estar como el médico de A Estrada que tenía que servir de apoyo el día en que falleció un hombre o los familiares de la víctima.

   "Si no hay voluntad de que haya una comisión plural, con nosotros no pueden contar, porque eso prefigura el dictamen", ha manifestado, augurando que será unas conclusiones "laudatorias" de la gestión del Gobierno gallego. "Nos ahorramos esas horas de aplauso partidario a la sanidad pública", ha remachado.

"PÁNICO"

   Montse Prado, por parte del BNG, ha incidido en que la visión de este informe "va a ser sesgada" porque el PPdeG "ha impuesto sus comparecencias y sus normas" e "impide que vengan a comparecer las voces" que propuso la oposición.

   En una primera ronda, no hubo acuerdo y la oposición presentó un segundo documento, de las cuales el PPdeG aceptó más de una decena y las incluyó como ampliación del plan de trabajo (con 44 comparecencias), pero los grupos que impulsaron la comisión consideran que había nombres ineludibles, como la exconselleira Rocío Mosquera (en el momento en que aparecieron los nuevos medicamentos de la Hepatitis C) o familiares del hombre fallecido en el Punto de Atención Continuada (PAC) de A Estrada este verano cuando no había médico.

   Para el BNG, el PPdeG tiene "pánico" a que comparezcan determinadas personas que "tienen una visión crítica" con su punto de vista. La sanidad, dijo, es la "preocupación máxima" de la oposición y por eso se impulsó esta comisión, pero, ha acusado, el PPdeG "no quiere que haya luz y taquígrafos".

   Por eso, Montse Prado ha advertido de que el BNG "no va a ser cómplice ni aval" de una estrategia de "comparsa", en una comisión en la que se sienten "amordazados y atados de pies y manos". "No es posible investigar lo que está pasando", ha aseverado Montse Prado, quien ha insistido en que teme que haya palabras "oficiales" en la comisión parlamentaria que contravenga el discurso de la Xunta.

VERSIÓN DE LOS POPULARES

   "Tengo la impresión de que la oposición no sabe como justificar lo injustificable", ha señalado el portavoz parlamentario del PPdeG, quien ha defendido que fueron estos grupos los que pidieron al conselleiro de Sanidade y al presidente de la Xunta.

   A juicio de los populares, es una "renuncia grave en términos de relación con los ciudadanos a los que representan", el hecho de que PSdeG, En Marea y BNG no acudan a la comisión que impulsaron.

   Para los populares, la oposición rechaza acudir porque "no es capaz de defender o argumentar" sus posturas frente a lo que la mayoría de la ciudadanía, "más allá de encuestas", asegura, que es que "no se está desmantelando la sanidad pública".

   El PPdeG ha dicho que "cumplirá" con su "responsabilidad" y va a acudir a la comisión y a sacar las conclusiones que se desprendan del material solicitado y de las intervenciones de los comparecientes. Además, ha vuelto a "lamentar" que la oposición "decline hacer su trabajo".

Para leer más