Empleados de elaborados del mar llevarán a Conxemar su exigencia de mejoras laborales y estudian convocar huelga

Representantes de UGT, CCOO y CIG  en el sector de elaborados del mar
EUROPA PRESS
Publicado 01/10/2018 14:17:48CET

VIGO, 1 Oct. (EUROPA PRESS) -

Los trabajadores del sector de elaborados de productos del mar han dicho "basta ya" y han anunciado, ante un nuevo bloqueo en la negociación de su convenio colectivo, que iniciarán un calendario de movilizaciones en el que no se descarta "en absoluto" la convocatoria de huelga.

Así lo han trasladado los representantes sindicales de UGT, CIG y CC.OO., en una rueda de prensa en la que han anuciado que la primera de las medidas de presión será llevar sus protestas, un año más, al Instituto Ferial de Vigo, con motivo de la celebración de la feria Conxemar.

Allí se concentrarán el próximo 4 de octubre, como paso previo a una serie de asambleas informativas que celebrarán en los distintos centros de trabajo. "Ya estamos hartos, y no descartamos convocar la huelga a finales de mes", ha añadido el portavoz de CC.OO., Víctor Ledo.

Ledo ha recordado que éste es un sector "precarizado" y mayoritariamente femenino, ya que el 75 por ciento de los empleados (unos 9.500, la inmensa mayoría de empresas de Galicia) son mujeres. "Se llenan la boca diciendo que es un sector que da riqueza a Galicia, pero es solo para la patronal, todos los beneficios van siempre para el mismo lado", ha denunciado.

RECLAMACIONES

En la misma línea, Xabier Aboi, de la CIG, ha advertido de que las trabajadoras no solo reclaman subidas salariales que les permitan tener nóminas "dignas", sino recuperar "todo lo perdido" en materia económica y, sobre todo, en cuestiones sociales y de derechos. "Hay empresas que descuentan el descanso del bocadillo, empresas que no permiten a las mujeres acompañar a sus hijos menores al médico si no es quitándoselo de sus vacaciones", ha denunciado.

Por otra parte, ha apuntado que otra de las reclamaciones de los sindicatos es que se limite la presencia de trabajadores de ETT, ya que se dan casos de empresas en las que estos operarios eventuales triplican el número de trabajadores fijos. También ha pedido que se prohíba la presencia de empresas multiservicios o de cooperativas de falsos autónomos.

Mientras, el portavoz de UGT, Íñigo Couñago, ha recordado que el convenio del sector está caducado desde 2010, y que la falta de disposición de la patronal ha hecho fracasar las mesas de negociación. "No se lo toman en serio, pero hasta aquí llegamos. Basta ya", ha proclamado.

Los sindicatos proponen, entre otras cuestiones, una subida salarial del 4,5% en 2018 (sin revisión), del 2,5% en 2019 y del 2,5% en 2020, con revisión acorde el IPC si la suma de estos dos años supera el 3%. El objetivo, han explicado, es alcanzar el sueldo de 14.000 euros al año.