Trump ofrece su ayuda para aliviar las tensiones entre Japón y Corea del Sur

Publicado 20/07/2019 4:08:30CET
El presidente de Estados Unidos, Donald Trump
El presidente de Estados Unidos, Donald Trump Contacto

WASHINGTON, 20 Jul. (Reuters/EP) -

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha ofrecido su ayuda este viernes para intentar aliviar las tensiones entre Japón y Corea del Sur que amenazan al suministro mundial de materiales de alta tecnología.

La disputa entre ambos países es consecuencia de dos sentencias del Tribunal Supremo de Corea del Sur que obligan a empresas niponas a indemnizar a los surcoreanos a los que sometieron a trabajos forzados durante la Segunda Guerra Mundial.

En este sentido, Estados Unidos ha dudado en sí entrar o no públicamente en este enfrentamiento entre sus dos mayores aliados en Asia. El mandatario estadounidense ha explicado que el presidente surcoreano, Moon Jae In, le ha preguntado si podría participar.

"Me ha dicho que tienen muchas fricciones con respecto al comercio. Y Japón tiene algunas cosas que Corea del Sur quiere. Así que me ha pedido que me involucrase", ha argumentado Trump. "Es como un trabajo a tiempo completo involucrarse con Japón y Corea del Sur. Pero me gustan ambos líderes", ha añadido.

El portavoz de la Casa Azul de Corea del Sur, Ko Min Jung, ha señalado en un comunicado que Moon había pedido ayuda a Trump durante la cumbre celebrada en Seúl el pasado 30 de junio. Además ha explicado que Moon habló con Trump en un intento por resolver diplomáticamente este problema, ya que los medios de comunicación japoneses, en ese momento, informaron sobre la posibilidad de iniciar represalias económicas contra Corea del Sur.

El secretario adjunto para Asia Pacífico del Departamento de Estado estadounidense, David Stilwell, insistió el miércoles en que el país norteamericano se tomaba en serio la situación, aunque no explicó las medidas que Washington podría tomar. Además afirmó que es responsabilidad de Corea del Sur y Japón resolver sus diferencias.

Stilwell, que se encontraba en Seúl en el marco de una gira oficial de varios días de duración que le llevó anteriormente a Japón y a Filipinas, intentó de este modo trasladar un mensaje de calma entre los dos países asiáticos aliados de Estados Unidos.

El Gobierno de Japón decidió imponer restricciones en las exportaciones de materiales de alta tecnología a Corea del Sur y los medios nipones señalaron que la medida respondía a la sospecha de que las autoridades surcoreanas habrían enviado materiales de este tipo a Corea del Norte, lo que supondría un incumplimiento de las sanciones contra el régimen de Pyongyang.

Las restricciones podrían llegar a poner en riesgo el suministro de componentes clave para la fabricación de teléfonos inteligentes y otros dispositivos. El Gobierno de Corea del Sur mantiene que no ha exportado ningún material a Pyongyang y se ha mostrado dispuesto a someterse a una investigación internacional para demostrar que no ha incumplido las sanciones contra el régimen que lidera Kim Jong Un.

El tema de las indemnizaciones a surcoreanos que fueron víctimas de trabajos forzados en empresas japonesas durante la ocupación de la península de Corea (1910-1945) ha enrarecido las relaciones de Corea del Sur con Japón, que ha decidido imponer restricciones a las exportaciones de materiales de alta tecnología con destino a Seúl.