La oposición pide paralizar el plan de mejora de centros de servicios sociales y diseñar un nuevo modelo de este sistema

Marta Higueras, teniente de alcalde de Madrid
AYUNTAMIENTO DE MADRID - Archivo
Publicado 27/11/2018 11:35:03CET

MADRID, 27 Nov. (EUROPA PRESS) -

La oposición en el Ayuntamiento de Madrid, compuesta por PSOE, Ciudadanos y PP, ha pedido este martes en el Pleno paralizar el plan de mejora de los centros de servicios sociales de la capital, así como diseñar e implementar un nuevo Modelo de Sistema Público de Servicios Sociales para la ciudad de Madrid "desde el consenso de todos partidos representados".

De este modo, la oposición ha mostrado de forma unánime su apoyo a dos propuestas que se han debatido de forma conjunta. Por una parte, la portavoz de Cs, Begoña Villacís, ha pedido la paralización, mientras que el edil socialista portavoz en materia social, Ignacio Benito, ha solicitado este nuevo modelo en los servicios sociales, iniciativa que contiene más premisas, como la elaboración de un Plan Integral de Seguridad para estos centros.

La primera en exponer su propuesta en Cibeles ha sido Begoña Villacís, quien ha agradecido a "todos los trabajadores sociales" la labor que desempeñan, ya que "son las personas que más saben del cuidado de las personas en Madrid, y de lo social".

Villacís ha lamentado que la legislatura de Ahora Madrid haya "dado por perdidos" cuatro años en el ámbito de lo social, ya que "13 de los 21 distritos están infradotados". "La carta de servicios dice que habría que tener 1 trabajador por cada 6.000 habitantes y hay 13 distritos que no cumplen esa ratio", ha reprochado.

La portavoz de los naranjas ha abogado por "un sistema ágil de cobertura de plazas", ya que "hay centros sociales como el de Puerta de Toledo que no dan abasto". También ha hecho mención a la "violencia" que sufren los trabajadores, con "tiros y ruedas pinchadas". "Hay trabajadores que tienen miedo, y piden un botón del pánico, pero les dejan vendidos", ha lamentado.

"Es una vergüenza que vamos a parar. El 75 por ciento de quienes acuden, no tienen su cita en plazo. Esto no es aceptable, y si no lo paran, lo vamos a parar el resto de grupos políticos. La mayor parte de la gente que está de baja en los centros es por las condiciones en las que les hacen trabajar ustedes. Hemos tratado este tema hasta catorce veces, y hemos pedido que cubra vacantes, que agilice ordenanzas. Y propone algo muy distinto", ha lanzado a la delegada de Equidad, Derechos Sociales y Empleo, Marta Higueras.

Tras Villacís, ha tomado la palabra Ignacio Benito para defender su propuesta, encaminada a "dar solución a lo urgente y posibilitar un espacio de trabajo para crear un modelo nuevo que resuelva lo importante". "Tengo argumentos más que de sobra para resaltar los incumplimientos de todos los equipos de Gobierno, pero hacerlo sería un error, porque así no se soluciona la situación actual", ha expuesto al comienzo.

Benito ha abogado por "ir todos de la mano" para "garantizar la mejor atención posible", y ha remachado que la proposición "nace de las aportaciones de las trabajadoras sociales", y es así "un fiel reflejo del día a día que se cumple en los centros".

El edil socialista ha asegurado que "la situación actual es insostenible" y por ello ha puesto el acento en la necesidad de "diseñar un plan integral de seguridad de los centros sociales para que desarrollen su actividad con la seguridad que no tienen". "Planteamos la puesta en marcha de procesos de incorporación de personal a través de mecanismos que contempla la ley, salvo el más oscuro de todos, la privatización. Proponemos modificar los horarios de atención", ha indicado sobre su iniciativa.

Así, el PSOE pretende "elaborar un nuevo sistema público de servicios sociales en Madrid, construido por todos y para todos". Por ello, Benito ha pedido estar "a la altura" y "saber sentarse para alcanzar un nuevo modelo de servicios sociales".

"NO ES POSIBLE PARALIZARLO"

Una vez ambas propuestas han sido escuchadas en el Pleno, Higueras ha sido contundente al afirmar que el Plan "no es posible paralizarlo". "No es posible pararlo. Paralizarlo es abocar a las personas que necesitan atención urgente a mayores tiempos de espera", ha precisado la delegada del área, quien ha mostrado su apoyo a los trabajadores sociales, de quienes le consta "la agresividad que sufren, así como la ansiedad y el estrés". "Es de justicia poner de manifiesto el grado de satisfacción de quienes son atendidos", ya que "realizan una tarea de la mejor manera y da muy buenos resultados", ha apuntado.

Marta Higueras ha negado que los servicios sociales de la capital "estén abandonados", ya que se han nombrado más trabajadores "que ningún otro antes". "Tenemos 12 concursos convocados, 80 puestos de interinos tramitados, y pendiente de tramitar 7 interinos para puestos vacantes", ha expuesto, para añadir a continuación que hay "65 personas de baja". Además, ha asegurado que el pasado 20 de noviembre "se ha aprobado la nueva tipología retributiva de los puestos de trabajo".

Además, Higueras ha asegurado que "se han evaluado todos los centros para reducir riesgos de seguridad, cursos de atención a la ciudadanía". "El día 6 de este mes se ha producido una solicitud de candidatos para la cobertura urgente de diplomados en trabajo social. Yo estoy con ustedes solicitando un sistema más ágil para las plazas de vacantes, en la necesidad de simplificar la burocracia", ha remachado.

"DESASTRE MONUMENTAL"

Desde el Partido Popular, Beatriz Elorriaga ha precisado que "nadie cuestiona el trabajo de los trabajadores sociales", quienes "están en una situación de abandono". La edil 'popular' ha confirmado al comienzo de su intervención que apoyaría ambas iniciativas, algo que haría "con tristeza porque así se reconoce lo mal que están, cuya situación es una verdadera pena".

"Cuando tres grupos municipales están de acuerdo en que algo no funciona, tiene que estar dispuesta al menos a escuchar. En los últimos años el desastre ha sido monumental. Iban a dar prioridad a todos los aspectos sociales, y han conseguido poner en contra suya a todos los servicios sociales, algo habrán hecho. Tengan un poco de capacidad de escucha", se ha dirigido a Higueras.