22 de febrero de 2020
 

Un estudio de investigadores de la UC constata que el quebrantahuesos habitaba Cantabria en la Prehistoria

Actualizado 30/10/2008 16:26:56 CET
EP

SANTANDER, 30 Oct. (EUROPA PRESS) -

La prestigiosa revista norteamericana "Journal of Archaeological Science" acaba de publicar en su edición electrónica los resultados de un estudio sobre la presencia del quebrantahuesos en la Cueva del Mirón durante la Prehistoria, proyecto financiado por la Consejería de Ganadería del Gobierno de Cantabria.

En el trabajo han participado investigadores de las universidades de Cantabria, Barcelona y Toulouse, en colaboración con el Museo Nacional de Historia Natural de París, la Fundación para la Conservación del Quebrantahuesos, el parque de la naturaleza El Carpín (Vizcaya), el Zoobotánico de Jérez de la Frontera y la Sociedad de Ciencias Aranzadi.

Los científicos han estudiado los restos óseos de fauna encontrados en varios niveles arqueológicos (de hace 18.000 a 13.000 años) del yacimiento ubicado en Ramales de la Victoria. El proyecto ha sido coordinado por dos miembros del Instituto Internacional de Investigaciones Prehistóricas de Cantabria (IIIPC): Manuel González Morales, catedrático de Prehistoria de la UC y codirector de las excavaciones de El Mirón, y Ana Belén Marín, que ha sido la primera firmante del artículo junto a los franceses P. Fosse y J. D. Vigne.

Además de comprobarse la intensa ocupación de la cueva por los grupos humanos durante los meses cálidos del año, las trazas de digestión y la procedencia anatómica de algunos fósiles de ciervo, cabra y rebeco han permitido establecer también el empleo ocasional de la cavidad por parte del quebrantahuesos, un animal cuya dieta se basa en los huesos (es osteófago).

Según los indicios encontrados, El Mirón habría sido en el pasado un lugar de anidamiento para esta especie de buitre durante el riguroso invierno, aprovechando así su óptima ubicación geográfica. Su presencia ha sido confirmada, en este caso, a partir de los restos óseos aportados a los nidos y posteriormente abandonados.

Este nuevo descubrimiento reafirma el inestimable valor del yacimiento del Mirón como fuente de estudio del pasado prehistórico de Cantabria. Desde 1996, Manuel González Morales y Lawrence G. Straus, de la Universidad de New Mexico (Estados Unidos) dirigen estas excavaciones con el apoyo de diversas instituciones españolas y norteamericanas, entre las que destacan la Fundación Marcelino Botín, el Gobierno español, la National Science Foundation, la Leakey Foundation, National Geographic y la Consejería de Cultura, Turismo y Deporte del Gobierno de Cantabria.

ESPECIE EN PELIGRO

El quebrantahuesos es una especie que hoy en día se encuentra en peligro de extinción en Europa. Dentro de la Península Ibérica se han censado únicamente unos 200 ejemplares en los Pirineos.

En otras áreas hace décadas que este animal desapareció por causas como el uso indiscriminado de venenos, la persecución directa, molestias en su zona de nidificación o el abandono de la ganadería extensiva (la presencia de estas explotaciones está muy vinculada con la supervivencia del quebrantahuesos).

Ante esta situación, hace años que se desarrolla en Picos de Europa un proyecto de recuperación. La constatación de que esta especie habitaba en Cantabria desde tiempos prehistóricos justifica aún más los esfuerzos por que el quebrantahuesos vuelva a poblar los cielos del norte de España.