Publicado 18/09/2020 11:14CET

Indra señala que su nuevo sistema de aterrizaje por satélite reduce costes y refuerza la sostenibilidad

Fachada de la sede de Indra ubicada en Madrid, (España)
Fachada de la sede de Indra ubicada en Madrid, (España) - Marta Fernández - Europa Press

MADRID, 18 Sep. (EUROPA PRESS) -

Indra ha asegurado que su sistema de aterrizaje de siguiente generación Normarc GBAS aporta "mayor flexibilidad" para que las aeronaves puedan seguir diferentes sendas de aproximación y realicen descensos continuados, más rápidos y cortos a la hora de tomar tierra, lo que permite reducir costes y reforzar la sostenibilidad del tráfico aéreo.

En comunicado, la empresa de tecnología y consultoría concreta que con ello se reduce el tiempo de vuelo, el consumo de combustible, las emisiones de dióxido de carbono (CO2) y la contaminación acústica en las inmediaciones. También se recortan los costes de mantenimiento en el aeropuerto, ya que un solo sistema basta para cubrir los aterrizajes en todas las pistas.

Indra remarca que la digitalización de las empresas se ha acelerado en todos los sectores como única forma de superar las limitaciones impuestas por el Covid-19 y la industria de tráfico aéreo no ha sido una excepción.

En este contexto, considera que los sistemas GBAS son una de las tecnologías que los proveedores de servicios de navegación deberán implantar para adaptarse a la nueva realidad y mejorar la eficiencia de costes en el largo plazo.

"Esta tecnología permitirá a los aeropuertos incrementar su capacidad cuando el mercado se recupere. Al mismo tiempo, las aeronaves podrán volar más alto en su aproximación y realizar descensos más pronunciados y rápidos que reducen las molestias generadas a la población que vive cerca de los aeropuertos", afirma.

En esta línea, agrega que incluso la puerta a la construcción de nuevos edificios residenciales en áreas que hasta ahora no se consideraban habitables o a reducir las medidas de mitigación de ruidos existentes en este momento, que ya no serán necesarias.

La estación terrena GBAS GAST D está integrada por sensores GPS, una estación de procesamiento y una antena VHF para la transmisión de datos a las aeronaves que se aproximan. Un solo sistema tiene capacidad para gestionar hasta 48 aproximaciones simultáneas, cubriendo todas las pistas y helipuertos del aeropuerto.

Indra ha dirigido durante años el desarrollo de este tipo de sistemas de aterrizaje por satélite. El sistema GBAS GAST D es el único sistema capaz de guiar el aterrizaje en condiciones de baja visibilidad y la compañía avanza en el proceso de certificación para operaciones de categoría III, la máxima posible.

La compañía ha instalado estaciones de pruebas en diferentes aeropuertos. La última de ellas, en el aeropuerto de Tenerife Norte, en el que está trabajando con el proveedor de servicios de navegación Enaire para validar el desempeño del sistema en regiones ecuatoriales.

Para leer más

Lo más leído

  1. 1

    La historia real tras Gambito de Dama, la serie de ajedrez de Anya Taylor-Joy en Netflix

  2. 2

    Andalucía decreta cierre perimetral hasta el 9 de noviembre y confina las provincias de Granada, Jaén y Sevilla

  3. 3

    El Gobierno se aplica la subida de sueldo de los funcionarios que se negó a diputados y senadores

  4. 4

    Nuevos datos confirman posible impacto del asteroide Apophis en 2068

  5. 5

    Garzón avisa a 25 equipos de fútbol de que deben extinguir sus contratos de publicidad de apuestas al final de temporada