¿Cómo hacer realidad nuestros sueños y proyectos?

Publicado 28/05/2016 15:05:42CET
FOTOGRAMA 'EN BUSCA DE LA FELICIDAD'

   MADRID, 28 May. (CHANCE) -

Una semana más te traemos un artículo de Nano López, el coach para organizaciones y adolescentes, que esta semana nos aconseja sobre qué hacer para alcanzar esos sueños que nos parecen inalcanzables, pero no lo son.

Desde hace algún tiempo llevo observando que a mis sesiones acuden cada vez más personas que aseguran que les falta motivación en sus vidas y que mantienen una búsqueda constante para encontrarla.

Muchas veces asociamos directamente motivación y éxito, sin fijarnos en cómo llegar a ello y sin darnos cuenta de que el éxito está en el día a día y en la forma que tenemos de ver las cosas.

Hace unos días, un amigo me comentaba lo difícil que le resulta alcanzar su sueño, que en su caso es tener su propio negocio. Para comprender los motivos por los que no lo logra, le hice varias preguntas que pueden ser clave para entender:

   - "¿Cómo es ese negocio?", le pregunté.

   - "Pues la verdad es que no lo tengo del todo definido", contestó mi amigo.

Este es el primer paso para analizar la motivación. Es esencial tener un sueño y, sobre todo, darle forma. Un sueño es algo que tenemos en la cabeza pero que, si no sacamos de ahí, se quedará sólo en el plano de las ilusiones.

   -"¿Qué estás haciendo para conseguirlo?", continué indagando.

   -"De momento nada, porque montar un negocio es muy difícil", respondió.

Si no definimos claramente un plan de acción posiblemente sea complicado que lleguemos al final de la meta. Es decir, es muy importante darle acción a nuestros sueños. En mi opinión, el mejor empresario del siglo pasado fue Jack Welch, quien tenía una frase fundamental para todo el que quiera emprender su propio sueño:"La visión sin acción es un sueño; acción sin visión es simplemente pasar el tiempo. Acción con visión es hacer una diferencia positiva".

Eso sí, que luchemos por nuestros sueños no quiere decir que lo vayamos a conseguir. Sin embargo, si luchamos emocionalmente siempre sentiremos que hemos hecho algo para conseguirlo.

   - "¿Cuándo vas a empezar?", proseguí.

   - "No sé cuando tendré la oportunidad", aseguró mi amigo.

Las oportunidades jamás llegan solas, las tenemos que crear. Una oportunidad es simplemente necesidad. Si detectamos qué es lo que necesitamos tenemos la oportunidad de crear algo que nos haga estar alineados con nuestro proyecto. Es el '¿para qué?' de las cosas

Debemos tener una visión clara de quiénes somos y de cuáles son nuestras fortalezas. Bajo mi perspectiva, todos somos brillantes en algo, eso sí, tenemos que luchar día a día por encontrarlo.

De todo esto podemos deducir algunas claves que nos ayuden a motivarnos:

   - Busca qué es lo mejor que sabes hacer. Quizá para descubrirlo necesites escuchar a los demás.

   - Alinea tu necesidad con la de los demás.

   - Analiza cuáles son tus límites y piensa en qué te puedes apoyar.

Es fundamental creer en nosotros mismos, pensar que somos dueños de nuestro futuro y que el presente no es otra cosa sino que el espacio en el que nos estamos desarrollando.

No vamos a saber nunca si nos saldrá bien o nos saldrá mal, es imposible predecir si tendremos éxito o no, pero tenemos que ser fuertes y desarrollar nuestro talento, sin olvidar que todos tenemos algo que nos diferencia.

Hagamos reales nuestros sueños porque lo real es la interpretación de lo que vemos, y creemos lo que vemos. Cuando cambia la manera de mirar las cosas, las cosas cambian.