Pocoyó abre su primer Indoor Park en China

Pocoyó
POCOYÓ
Actualizado 05/02/2016 19:27:22 CET

   MADRID, 5 Feb. (CHANCE) -

   Más de 800 personas acudieron a la apertura del primer Pocoyó Indoor Park en China, que recrea el fascinante mundo de ficción del personaje infantil imaginado por Zinkia, ubicado dentro del centro comercial Palace 66 de la ciudad de Shenyang.

   Pocoyó, Elly y Pato acompañaron en el corte de cinta de inauguración, que tuvo lugar el 16 de enero, a las autoridades y los inversores chinos que han construido este parque infantil bajo la licencia Pocoyo, destinado a niños de uno a seis años. Los personajes ejercieron de anfitriones a las familias que visitaron la instalación en sus primeras horas, en las que los más pequeños pudieron bailar junto a Pocoyó y sus amigos, dejar mensajes en las paredes y participar en sorteos de juguetes de sus personajes favoritos.

   La construcción del Pocoyó Indoor Park, realizada por uno de los operadores chinos más importantes en centros comerciales, Shengyang Bao You, ha significado, según fuentes de la propia constructora, una inversión superior al millón de dólares y se finalizó en un tiempo record, 80 días. El primer Indoor Park de China está ubicado en uno de los centros comerciales más grandes de la provincia de Liaoning, en la ciudad de Shenyang que cuenta con más de 8 millones de habitantes y un área de influencia comercial de hasta 15 millones.

   El Pocoyo Indoor Park de Shenyang cuenta con 1.176 metros cuadrados que se distribuyen en doce zonas temáticas en la que los niños podrán jugar, divertirse, aprender o comer el menú de Pocoyó en el encantador restaurante Elly's cooking bar.

   El parque gira en torno a un espectacular escenario de 100 metros cuadrados decorado con árboles y flores de las animaciones de Pocoyo, en el que los personajes de la serie ofrecen en diferentes momentos del día un show diseñado con un fin educativo, en el que cantan, bailan e interactúan con los niños.

   Entre las otras atracciones que ofrece, destacan el Tren Pocoyo Seasons, en el que Elly y Pato se suben al vagón con los niños para atravesar diferentes escenarios que representan la primavera, el verano, el otoño y el invierno; los coches Sleep Bird bump con forma del personaje Pajaroto o los pequeños ferri de la noria Pocoyo Vamoosh, una de las atracciones más llamativas, localizada a 7 metros de altura, en el que los pequeños pueden conducir y asomarse por las ventanas para ver el escenario de una ciudad estrellada.

   La aventura llega a través de una gigante red de cuerdas para trepar y jugar, Rainbow Clouds, que ofrece diferentes niveles de dificultad y concluye en un divertido tobogán. También los aprendices de escaladores pueden atreverse con el Pocoyo Adventure, un muro de escalada que tiene diferentes niveles de altura y curvatura en su diseño para ayudarles a subir y disfrutar de un decorado de arcoíris.

   La esencia didáctica y divertida del niño Pocoyó, que comparte con imaginación y curiosidad el descubrimiento de todo lo que le rodea para aprender riendo, está presente en este proyecto con espacios para aprender inglés, divertirse con juegos en equipo o hacer trabajos plásticos. El aula interactiva Pocoyó cuenta con dos salones que contienen dispositivos digitales que ayudan al aprendizaje de idiomas. Los niños también disponen de materiales para realizar manualidades, cocinar o celebrar con sus familias y amigos fiestas de cumpleaños.

   En el castillo inflable Space Adventure está todo preparado para saltar en un ambiente planetario y convivir con extraterrestres, mientras que Amazing building blocks es una instalación que anima a los niños a trabajar en equipo con grandes bloques de espuma para construir casas, paredes, puentes y ¡lo que se les ocurra!