Una niña de 11 meses necesita con urgencia un trasplante de médula ósea

La pequeña Cataleya
TWITTER
Actualizado 06/09/2018 18:32:40 CET

Los padres de Cataleya buscan urgentemente un donante de médula para evitar el fallecimiento de la pequeña de 11 meses. Su niña padece, desde los seis meses, un tipo de leucemia letal (mieloide aguda) que afecta a las edades más tempranas. Tras cinco meses con quimioterapia, 'Super Cataleya', apodada así por sus progenitores, fue trasladada de Valladolid a Salamanca para ser operada gracias a un donante.

Parecía que la espera había llegado a su fin. El donante resultó ser compatible con la niña vallisoletana y todo estaba listo proceder a la intervención. Sin embargo, el pasado lunes 3 de septiembre, este donante dejó de estar disponible hasta diciembre, tiempo que la pequeña no puede esperar. Por esta razón, los padres de la pequeña, Adrián y Carlota, han lanzado una campaña de petición de donantes para aquellas personas comprendidas en una franja de edad entre 18 y 40 años.

Mientras, la pequeña ha sido trasladada este martes, junto con sus padres, al Hospital de La Paz en Madrid para diagnosticar quién de los dos es más compatible con ella y proceder a hacerle un trasplante, puesto que la criatura no puede esperar mucho más tiempo. Con el caso de Cataleya, sus progenitores quieren contribuir a un movimiento humanitario para concienciar sobre la importante que tiene hacerse donante de médula.

Los progenitores llaman a extender la historia de 'Super Cataleya' a través de las redes sociales y aumentar el número de donantes de médula espinal. Al publicarse el llamamiento, los internautas han comenzado a difundir fotos y vídeos de la pequeña con el hashtag #SuperCataleya. De este modo, Adrián y Carlota podrán encontrar el donante que su hija necesita lo antes posible.

Desinformación 

Uno de los principales problemas para encontrar un donante de médula es la gran desinformación que existen para combatir este problema. Y es que son muchos los que piensan que someterse a este proceso puede dañar la columna vertebral. Donar médula ósea no modifica el sistema nervioso. Es más, el propio cuerpo regenera las células madre que se han extraído sin ningún tipo de intervención.

La donación de médula se realiza a través de dos métodos. El primero es por medio de una extracción de sangre, donde el paciente acude al hospital para que un extractor separe las células madre de la sangre. De este modo, la sangre será devuelta al donante y las células madre se guardan para el paciente.

El segundo método es a través de dos pequeños pinchazos en la espalda. El donante debe ir al hospital la noche anterior. A la mañana siguiente, pasará al quirófano para suministrarle una dosis de anestesia en los lumbares y proceder a la extracción de las células de médula espinal. Una donación puede marcar la vida de una persona.