La Caixa invierte más de 5.000 millones de euros en iniciativas para la acción social durante los últimos diez años

Publicado 14/06/2019 20:49:01CET
LA CAIXA/DAVID CAMPOS - Archivo

MADRID, 14 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Caixa ha dedicado 5.030 millones de euros para acción social, cultural y científica entre 2009 y 2018, etapa en la que Isidro Fainé ha ocupado la presidencia, una cifra que duplica el presupuesto destinado durante la década precedente, el periodo comprendido entre 1999-2008, en el que la dotación de la Fundación ascendió a 2.400 millones de euros.

La atención a las necesidades sociales ha sido la prioridad en los últimos diez años, destinándose 3.200 millones del total a crear oportunidades para colectivos en situación de vulnerabilidad, así como dar respuesta a retos sociales como la lucha contra la pobreza y la exclusión, el fomento del empleo, la atención a personas con enfermedades avanzadas y la plena integración de las personas mayores en la sociedad, según ha informado la entidad.

Asimismo, entre 2008 y 2016, etapa de estallido y auge de la crisis económica, la entidad mantuvo una dotación anual de 500 millones de euros y, desde 2017 hasta 2019, coincidiendo con la desconsolidación de CaixaBank, la dotación ha aumentado hasta los 545 millones de euros.

En este sentido, Fainé ha recordado que los últimos diez años han estado marcados por una "crisis severa", al tiempo que ha destacado que la entidad ha multiplicado los recursos destinados a cumplir con su compromiso social, contribuyendo a "paliar situaciones de vulnerabilidad".

Por otra parte, el Plan Estratégico 2016-2019 de la Fundación Bancaria La Caixa, presidida por Fainé, y dirigida por Jaume Giró, ha logrado una mejora de la ratio de eficiencia, reduciendo el peso de los costes administrativos y de gestión desde el 16 por ciento del año 2014 hasta el 10 por ciento actual, lo que ha permitido "liberar recursos" e "incrementar la inversión en acción social directa".

Asimismo, se ha llevado a cabo una concentración de la actividad de la entidad en torno a las líneas de actuación prioritarias, reduciendo a 16 la cartera de programas, apostando por su "vocación transformadora" y sistematizando la medición y evaluación de los mismos.

La entidad también ha impulsado el apoyo a la investigación biomédica, multiplicando los recursos destinados a la misma desde los 30 millones de euros del primer año del plan en 2016 hasta los 90 millones del ejercicio de 2019, a la vez que se ha desarrollado un "despliegue" de la actividad social en Portugal, como consecuencia de la adquisición por parte de CaixaBank del Banco Portugués do Investimento (BPI).

Además, se ha impulsado el mantenimiento de la excelencia en la divulgación de la cultura y de la ciencia, con la apertura de nuevos centros culturales como CaixaForum Sevilla, el inicio del proyecto CaixaForum Valencia y el incremento sostenido de visitantes a las exposiciones y propuestas de la entidad hasta los 6,9 millones de 2018.

ACCIÓN SOCIAL TRANSFORMADORA

Por otra parte, a nivel social, La Caixa ha desarrollado diversos proyectos, entre los que destaca el programa CaixProinfancia, dirigido a la atención a hogares con niños y jóvenes en riesgo o situación de exclusión social, del que se han beneficiado 30.000 menores de 0 a 18 años y para el que se han invertido más de 600 millones de euros.

Asimismo, desde 2006, la entidad se centra en promover la contratación de colectivos vulnerables a través del programa incorpora, facilitando, entre 2008 y 2018, 200.000 puestos de trabajo a personas con discapacidad, desempleados, víctimas de violencia de género, jóvenes en riesgo de exclusión o exreclusos, entre otros colectivos.

La Caixa también ha impulsado el Programa para la Atención Integral de Personas con Enfermedades Avanzadas, que complementa la actuación de los sistemas públicos de salud en el ámbito de los cuidados paliativos.

Así, este proyecto, que se desarrolla desde 2008, ofrece asistencia psicosocial y espiritual a personas que se encuentran en esta situación, así como a sus familiares. La iniciativa ha atendido a más de 150.000 pacientes y 200.000 familiares a través de 138 hospitales y 133 áreas domiciliarias.

Asimismo, ha continuado impulsando su centenario 'Programa de Personas Mayores', que cuenta anualmente con cerca de 800.000 participantes en más de 16.000 actividades, que tienen como objetivo fomentar el envejecimiento activo, la participación social y el respeto y la dignidad del colectivo.

Por otra parte, en el eje cultural, La Caixa ha intensificado su actividad para complementar la acción pública y privada, que se ha materializado en la puesta en marcha de un nuevo CaixaForum en Sevilla, así como en la construcción de otro en Valencia.

Durante estos diez años también ha ampliado el programa de las exposiciones itinerantes, con el objetivo de "llevar la cultura a todos los rincones del país".

En el ámbito científico, la entidad ha apoyado a diferentes centros de investigación, universidades e investigadores españoles, incrementando su presupuesto destinado a la ciencia hasta alcanzar una inversión de 90 millones de euros anuales, con el fin de combatir las enfermedades más graves y extendidas.

Anualmente, la entidad impulsa 50.000 iniciativas, alcanzando los quince millones de beneficiarios y tienen como objetivo contribuir a la construcción de "una sociedad mejor y más justa", otorgando oportunidades a los colectivos más vulnerables.

Para leer más