Colegio de Criminología traslada al Ayuntamiento un informe con propuestas para atajar la inseguridad en calle Cullera

Colegio de Criminología traslada al Ayuntamiento un informe con propuestas para atajar la inseguridad en calle Cullera
Colegio de Criminología traslada al Ayuntamiento un informe con propuestas para atajar la inseguridad en calle Cullera - CPCM
Publicado: jueves, 6 junio 2024 11:22

MADRID, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Colegio Profesional de la Criminología de la Comunidad de Madrid (CPCM), a través de su Grupo de trabajo de Criminología aplicada a la Función policial, ha desarrollado un análisis detallado y una serie de propuestas para abordar la problemática actual que ocurre en la calle Cullera por los 'narcopisos' "y ante el riesgo de que esta zona se convierta en un lugar con mayor inseguridad real y percibida".

El análisis previo realizado por los criminólogos ha identificado varios factores clave, como el contexto social y urbano. Lucero es un barrio de clase trabajadora con edificios residenciales antiguos y falta de inversión en mantenimiento y seguridad, lo que ha facilitado la aparición de 'narcopisos'.

Los datos policiales indican un aumento de delitos relacionados con drogas y actividades delictivas asociadas, como robos y vandalismo. Y encuestas locales muestran que los residentes tienen "una percepción baja de seguridad, especialmente en torno a los edificios identificados como 'narcopisos'", ha indicado el CPCM en una nota de prensa.

El trabajo de campo realizado por los criminólogos, titulado ‘Propuesta criminológica para una intervención y prevención eficaz en el barrio de Lucero (Madrid), ha contado también con entrevistas realizadas a los vecinos, quienes revelan que la problemática comenzó con la llegada de una familia conflictiva que ha ocupado varias viviendas.

Desde entonces, califican como "dramática" la convivencia, salubridad e inseguridad de la zona y destacan que las intervenciones policiales han sido "insuficientes" y los narcotraficantes se sienten "intocables". Por tanto, los vecinos han perdido la confianza en las instituciones y expresan una sensación de "vulnerabilidad e indefensión".

PROPUESTAS DE SOLUCIÓN

Ante este problemática, el Colegio de Criminología de Madrid ha desarrollado una serie de recomendaciones basadas en teorías criminológicas y experiencias similares en otros países. Pasa por involucrar a los propietarios, realizando talleres de formación y aplicar sanciones a los propietarios que no cooperen con las autoridades para eliminar el tráfico de drogas.

También implementar medidas Comunitarias, como lanzar campañas informativas, fomentar la creación de comités vecinales y organizar marchas antinarcóticos. Desde el punto de vista policial, establecer zonas de aparcamiento exclusivo para residentes, reorganizar el tráfico, aumentar la presencia policial e instalar cámaras de vigilancia. Medidas

Otras medidas judiciales pasan por implementar programas que permitan a los residentes demandar a los propietarios por daños y utilizar la legislación para confiscar propiedades usadas para actividades delictivas.

Por otro lado, los criminólogos madrileños proponen mejorar la iluminación y el control de acceso en los edificios, rediseñar y mantener los espacios comunes, e instalar cámaras en zonas estratégicas. También defienden informar a los bancos sobre las propiedades afectadas y aplicar sanciones económicas a propietarios inactivos.

Asimismo, solicitan asegurar el cumplimiento de normativas de construcción y seguridad, y realizar inspecciones periódicas, implementar programas de tratamiento y rehabilitación para usuarios de drogas e involucrar a las administraciones, informando y exigiendo una actuación conjunta y coordinada de todas las administraciones implicadas.

Los criminólogos madrileños señalan que estas medidas, combinadas de manera estratégica y adaptadas a las condiciones específicas del barrio de Lucero, "pueden ayudar a reducir y eventualmente eliminar el problema de los narcopisos".

Estas estrategias se deben basar en estudios de investigación criminológica y de informes policiales que subrayan "la importancia de adaptar las respuestas a las circunstancias específicas de este espacio y de involucrar a todos los actores relevantes" en la solución del problema, entre los que citan a vecinos, asociaciones culturales del barrio, Ayuntamiento y Delegación del Gobierno, Policía Nacional y Municipal y Juzgados.

"Las respuestas efectivas suelen implicar la implementación de múltiples estrategias de manera simultánea, y no deben limitarse a acciones policiales, sino que deben incluir la colaboración de toda la comunidad", concluyen desde Grupo de trabajo de Criminología aplicada a la Función policial del CPCM, que harán llegar el informe a la Junta del Distrito de Latina y al resto de las instituciones públicas para que actúen.