La Comunidad no pondrá en marcha el 'donuts' de la Ciudad de la Justicia tras constatar que costaría 4,8 millones

Entrevista de Europa Press a la consejera de Justicia de la Comunidad de Madrid,
Oscar del Pozo - Europa Press
Publicado 30/07/2018 16:51:14CET

MADRID, 30 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Comunidad de Madrid no va a poner en marcha el edificio del Instituto de Medicina Legal de la malograda Ciudad de la Justicia, conocido como el 'donuts' por su arquitectura circular, tras constatar con un segundo informe, este externo, que su puesta en funcionamiento costaría 4,8 millones de euros.

Así lo ha explicado la consejera de Justicia, Yolanda Ibarrola, en una entrevista concedida a Europa Press, después de que 'El Mundo' haya publicado este lunes el informe externo encargado para analizar el estado de conservación de las instalaciones y la inversión que sería necesaria para su puesta a punto.

"El informe viene a decir lo que los técnicos de la propia Dirección General de Infraestructuras de Justicia ya habían detectado, que su puesta en funcionamiento era cara, y por tanto, se tomo la decisión de no ponerlo en marcha", ha indicado la consejera, quien ha recordado que tuvieron que invertir recursos propios en este segundo informe porque así se pidió desde la Asamblea de Madrid.

"Pedimos una auditoría y nos dice lo que los arquitectos de Madrid ya habían detectado: que poner en marcha el edificio saldría por unos 4,8 millones, lo que se traduce en que hay que traerlos de otra cosa", ha explicado Ibarrola, quien no cree "que a Navalcarnero le guste" que se retrase la puesta en marcha de una sede judicial "para poner en marcha el Donuts o que plaza de Castilla siga estando con unos cuartos de baño que necesitan reforma para poner este edificio en marcha".

Tras defender que "las sedes judiciales exigen una inversión en su mejora y reforma" y que así lo están haciendo, Yolanda Ibarrola ha sostenido que poner este edificio en marcha "no estaría justificado porque además está previsto para que se ponga en marcha en un conjunto de todas las sedes judiciales".

En su opinión, ponerlo en funcionamiento de forma aislada "no es bueno para las personas que trabajan allí ni para los ciudadanos que acceden". "Eso no significa que no se estén llevando a cabo las funciones propias del Instituto de Medicina Legal porque sí que se están llevando a cabo. Nadie puede pensar que el Instituto Anatómico Forense no está haciendo autopsias", ha lanzado.
* Por eso, ha insistido: "Sería muy caro, sería detraer la inversión de otras sedes judiciales que lo necesitan y sería incomodo para los trabajadores como a los ciudadanos, porque afecta también al transporte y a otras cosas".

Mientras tanto, ha recordado que el edificio está siendo cuidado para que no se deteriore y "pendiente, como todo lo demás, de la sentencia del Tribunal Supremo", lugar en el que se encuentra después de que el Gobierno llevará a la justicia la adjudicación, le diera la razón el Tribunal Superior de Justicia pero fuese recurrido.

"Hasta que no se pronuncie, estamos expectantes y esperando la sentencia para ser respetuosos", ha subrayado, para indicar que si el fallo dice que la adjudicación es correcta, habrá que "comenzar a construir". "Sin duda alguna nos podríamos a ello. Siempre el Gobierno va a respetar las decisiones judiciales", ha sentenciado.