Una denunciante de maltrato a su hijo autista carga contra Educación por no evitar "actos inhumanos" en los centros

Personas con autismo
AYUNTAMIENTO DE MADRID - Archivo
Publicado 13/11/2018 16:17:40CET

Afanya exige a la Comunidad una educación inclusiva en igualdad y que no se les condene a ser "analfabetos funcionales"

MADRID, 13 Nov. (EUROPA PRESS) -

Una de las madres denunciantes de malos tratos a su hijo autista en el colegio de Educación Especial de Getafe ha reprochado este martes a la Consejería de Educación durante su comparecencia en la Asamblea de Madrid que no evite por su falta de interés los actos "inhumanos" que se producen en este tipo de centros, aludiendo al aislamiento de niños de seis años en salas cuando se ponen nerviosos o el hecho de tenerlos medicados "todo el día" para que estén tranquilos.

"¡Cómo es posible que en colegios públicos de la Comunidad de Madrid se autoricen salas blancas, de aislamiento, y nadie pida cuenta de ello!. ¡Cómo se puede meter a un niño de 6 ó 12 años en una sala de aislamiento y no se depuren responsabilidades!. Y lo que es peor, con el conocimiento de la Inspección Educativa, la Consejería de Educación y toda la Comunidad de Madrid. Las familias no lo entendemos", ha expresado.

Así de rotundo y sin pausa lo ha manifestado ante los parlamentarios regionales esta madre y una de las representantes de la asociación de familias de niños y adultos con trastorno generalizado del desarrollo (Afanya) durante su intervención en la Comisión de Políticas Integrales de la Discapacidad.

En su comparecencia, ha criticado la falta de interés de la Consejería de Educación al no ponerse en contacto con ninguna de las familias que han denunciado casos de malos tratos respecto a sus hijos en colegios públicos de Educación Especial de la región.

"Tienden a taparse y a protegerse entre ellos frente a la protección del niño. Nadie se interesa. Es incomprensible", ha aseverado la compareciente, quien ha culpado al sistema educativo de hacer de sus hijos "analfabetos funcionales" y "dependientes para el resto de su vida" porque su integración supone "un gran" gasto.

CIRCULAR INCOMPATIBLE CON LOS DDHH

La representante de esta asociación ha comparecido a petición del Grupo Parlamentario Socialista para dar cuenta sobre la situación de los niños con autismo en la región. Y ha cargado contra el Gobierno regional por una circular de la Subdirección de Educación de 2012 que autoriza a que los niños autistas sean segregados en los colegios ordinarios a un aula de apoyo hasta dos tercios del horario, lo que a su juicio va en contra de los Derechos Humanos.

Al inicio de su intervención, ha expuesto que actualmente hay mucha información sobre el autismo y cada vez hay más personas diagnosticadas con este trastorno, del que ha insistido en que "no se trata de ninguna enfermedad".

"Es un trastorno que acompaña a la persona el resto de su vida, pero no por ello tienen menos capacidades. Necesitan recursos y una adaptación sistemática", ha especificado esta afectada, cuyos datos sobre el caso de su hijo prefiere guardar en el anonimato al ser objeto de una investigación judicial.

QUEJAS POR DISCRIMINACIÓN

Tras ello, ha explicado que desde la asociación reciben de forma habitual quejas de padres cuyos hijos sufren discriminación en sus colegios, algo ante lo que ha animado a denunciar ante los tribunales para que se tomen cartas sobre el asunto.

En cuanto al ámbito educativo, ha criticado que a los niños que sufren este tipo de trastornos se les "aparque" en una aula de segregación donde están "pasando el rato", haciendo "dibujitos", sin evolucionar.

"Hay una circular de la Comunidad que dice que los alumnos que están en aulas preferentes pueden estar dos tercios en el aula segregada, algo incompatible con los derechos humanos", ha afeado.

En este punto, ha insistido en que con este sistema se aleja al niño de las competencias curriculares de sus compañeros porque "no trabajan con la misma intensidad". Esta situación hace que, con el cambio de etapa educativa, acaben en un colegio de educación especial tras pasar por una evaluación psicopedagógica.

"Se les manda normalmente sin consentimiento de las familias, que no tienen ni voz ni voto. No sirve como una educación inclusiva, es un aparcamiento de los niños. No se les da un apoyo individual para desarrollar su máxima autonomía", ha detallado. "Les mezclan para pasar el rato, no para mejorar su evolución", ha aseverado.

Al no tener competencias curriculares, la comparecencia ha insistido en que se les condena a ser analfabetos funcionales "sin saber leer ni escribir" porque es "un gran gasto" y a ser persones dependientes para el resto de su vida. "En el mejor de los casos, va al colegio a ser feliz", ha dicho a pesar de que en el caso de su hijo esa afirmación no se ajusta a la realidad.

"No queremos que nuestros hijos sean dependientes. Queremos que tengan una calidad de vida mejor y los estamos condenando a ser dependientes de por vida por ese sistema educativo que tenemos", ha afirmado.

También ha incidido en que el personal externo que trabaja en estos colegios públicos proviene de empresas privadas y "no se sabe quiénes son ni la formación que tienen". "¡Qué seguridad tenemos cuando tenemos a nuestros hijos en colegios públicos y nadie sabe que personal hay en el patio o en el comedor!. No hay control sobre el personal externo", se ha quejado.

Por último, ha criticado las "insistentes" recomendaciones para que los niños sigan tratamientos farmacológicos para estar medicados "todo el día" y estén tranquilos. "Eso no puede ser así", ha zanjado.

Contador