CyL asciende al octavo puesto en el informe sobre competitividad turística

Acueducto de Segovia
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 14/03/2019 19:44:39CET

VALLADOLID, 14 Mar. (EUROPA PRESS) -

Castilla y León se situó en el octavo lugar en competitividad turística entre las comunidades autónomas españolas en 2018, según el informe Monitur presentado este jueves en Madrid por la Alianza para la Excelencia Turística, Exceltur, que analiza la evolución en este aspecto de las CC.AA.

La comunidad castellanoleonesa ha subido tres puestos en esta lista, con respecto al anterior informe, que data de 2014, sin embargo, mientras que en esa fecha su valor relativo se encontraba prácticamente en la media con respecto a las puntuaciones del total de las comunidades (99,8 sobre una media de 100), en esta ocasión baja hasta 97 los puntos.

La tabla está encabezada por el País Vasco, por delante de Canarias, que pasa de la cuarta posición a la segunda, Madrid que cae de la segunda posición a la tercera, la Comunidad Valenciana, que crece desde la sexta posición a la cuarta y Cataluña que cae a la quinta posición frente a la primera que tenía en el anterior barómetro elaborado por el 'lobby' turístico, publicado en el año 2014.

Este análisis, que se ha elaborado con más de 100.000 datos, las opiniones de más de 2.500 empresarios turísticos y 82 indicadores que miden la competitividad turística en el ámbito regional muestra como Cataluña cae desde la primera posición a la quinta, mientras que Andalucía mejora un puesto hasta alcanzar la sexta posición.

Los siguientes puestos en la lista son ocupados por Baleares (baja dos puestos), Castilla y León, Galicia, Navarra, Asturias, Murcia, Castilla-La Mancha y Cantabria. Cierran la lista La Rioja que cae desde la posición novena a la decimoquinta, Extremadura que sale de la cola ocupando la decimosexta posición y Aragón que cierra la lista.

Según el informe, Castilla y León encabeza el grupo que forman las CC.AA. de menor tamaño, especialización turística y localización de interior y de la 'España Verde', que se distancian de las de cabeza.

Con un valor relativo de 97 con respecto a una media de 100, Castilla y León ha ascendido al octavo puesto y ha mejorado su posicionamiento en tres de los siete pilares que analiza el informe. Su mayor valor relativo lo obtiene en la categoría de 'Prioridad política y gobernanza turística', en el que ocupa el cuarto lugar.

También ha mejorado en las áreas de 'visión de marketing y apoyo comercial' y 'ordenación y condicionantes competitivos del espacio turístico', en la que ocupa el sexto lugar, además con mejor valor relativo que la media; y en accesibilidad y conectividad por medios de transporte, en el que ha subido hasta el undécimo puesto.

RESULTADOS EMPRESARIALES.

En el apartado de los resultados económicos y sociales se mantiene en la octava posición entre las comunidades autónomas, si bien en esta categoría se encuentra en los últimos lugares de la tabla (del 15 al 17) en aspectos como la eficiencia del modelo turístico, ingresos por plaza alojativa, rentabilidad hotelera, posicionamiento de mercado y gasto medio del turista.

Castilla y León pierde posiciones, por el contrario en 'ordenación y condicionantes competitivos del espacio turístico', donde cae al sexto puesto; en diversificación y estructuración de productos turísticos, bajando al noveno puesto; y en atracción del talento, formación y eficiencia de recursos humanos, donde se sitúa en su peor posición, la decimotercera.

El informe destaca algunas de las ventajas y desventajas competitivas de la comunidad, en función de la posición que ocupa en la tabla en dichos registros. Así, Castilla y León es la mejor autonomía en aspectos como la agilidad y eficiencia del órgano de gestión del marketing, la autonomía financiera de la entidad gestora, el nivel de congestión de los destinos, en presencia de bienes Patrimonio de la Humanidad, en dotación de senderos homologados, en turismo rural y enológico, en impacto económico de visitantes en bodegas y rutas del vino, en institucionalización de la cooperación con el sector privado, eficacia en gestión y agilidad en la gestión administrativa.

Por el contrario, la comunidad obtiene su peor posición, la decimosexta, en accesibilidad y conectividad aérea, en suficiencia de vuelos y en dotación de capital humano en los trabajadores turísticos.

Contador